+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Extremadura:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

tercera división 3 el próximo proyecto verde

Borja García, cerca de ser confirmado en el Cacereño

La llegada del emeritense, ex del Villanovense, pendiente de «flecos»

 

José María Ortiz José María Ortiz
08/07/2019

Borja García Matador, futbolísticamente conocido como ‘Borja Garcia’ (Mérida, 1 de enero de 1992) está a punto de convertirse en nuevo jugador del Cacereño. El centrocampista de perfil ofensivo, que como ya ha ido informando este diario en las últimas semanas ha sido pedido expresamente por el entrenador, Julio Cobos, procede del Villanovense, y es un jugador de corte ofensivo y de talento.

A falta de «flecos», según fuentes de la negociación, el futbolista puede ser anunciado en las próximas horas como nuevo integrante de la plantilla del decano extremeño, que inicia el trabajo el próximo día 17, miércoles.

Contando con Borja, el Cacereño ya tendría ya 18 jugadores. Solamente quedarían, en principio, dos futbolistas de perfil ofensivo, que se pueden concretar esta misma semana. La posibilidad de que lleguen más efectivos no sería ahora prioritaria y se haría más adelante, en principio, en función de cómo se vayan desarrollando los meses de competición y las necesidades que conlleven en ese momento.

Borja se formó en la cantera del Mérida UD para llegar al primer equipo para una larga temporada de cuatro años consecutivos en el equipo. La campaña pasada aterrizó en Navidades a Villanueva de la Serena después de jugar durante la media campaña en el Jumilla murciano, en el grupo IV de la Segunda División B. Allí, disputó 17 partidos, nueve de ellos de titular, aunque no consiguió marcar.

La temporada anterior había jugado 25 partidos con el Mérida, once de ellos como titular, en los que consiguió marcar dos goles. En la 2015-2016 jugó 36 encuentros con la elástica romana, también en Segunda B. Después tendría lugar su salida, que creó en su día cierta polémica. Ahora seguirá en Extremadura con un reto claro: subir a la Segunda División B con el CPC.