+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Extremadura:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 
 

Un regreso amargo para los históricos

Manuel y Pedro José regresaron al Carlos Belmonte, el lugar donde ascendieron con el CF Extremadura a Primera, aunque esta vez la suerte les fue esquiva. Más de un centenar de seguidores azulgranas alentaron a los suyos en tierras manchegas

 

Extremeños 8 Los socios de Peñalsordo estuvieron en el Belmonte. -

Afición 8 La hinchada azulgrana no faltó en Albacete. -

RODRIGO MORÁN
17/03/2019

La película hace 23 años acabó de una manera muy distinta, pero muchas cosas cambiaron desde entonces. Manuel y Pedro José seguro que hubieran imaginado un retorno más feliz al Carlos Belmonte, pero la realidad de la Segunda División y del fútbol profesional para el Extremadura está siendo más dura de lo esperado. En la portería contraria en la que Pepe Tirado rompió de felicidad los corazones del Extremadura, Eugeny, también de falta, alejó las opciones de salvación del Extremadura.

Manuel, en sala de prensa, sacó datos positivos de la derrota en el Belmonte: «mis jugadores están en el vestuario con la cabeza alta. Hemos hecho un gran partido contra un enorme equipo y quizá no merecimos este marcador, pero nos toca seguir», apuntaba el gallego. Para Manuel, la gestión del partido del Extremadura, tanto en inferioridad como en igualdad, fue siempre acertada, pero entiende que esa fatídica última jugada le dio la espalda al equipo.

El técnico del Extremadura, que por activa y por pasiva ha comentado que nunca hablará de los árbitros en sala de prensa, no quiso valorar ni la expulsión de Olabe ni las pequeñas faltas con las que Areces Franco fue penalizando al Extremadura en los útlimos minutos.

Tampoco quisieron quejarse de ello ni Zarfino ni Willy. El capitán de Torremejía aprovechó los minutos de la segunda parte y «aunque sabemos que volvemos a tener buenas sensaciones, otra vez perdemos. Las sensaciones ya no nos valen con lo poco que queda y tenemos que empezar a ganar partidos», argumentaba el nueve.

En la misma línea apelaba Zarfino, quien agradeció el apoyo de la grada azulgrana en el Belmonte y pidió al restod e seguidores a que no pierdan la fe: «ellos nos han demostrado que en los malos momentos, todos juntos, podemos sacar adelante las cosas».

Romántico

Era un partido tachado en rojo en el calendario de los seguidores del Extremadura y más de un centenar de ellos disfrutaron de una gran jornada en Albacete. Durante todo el día se vieron bufandas y camisetas azulgranas por las calles de la capital manchega. De Almendralejo y de todos los puntos de la región, pues si algo ha ganado este año el Extremadura son aficionados de toda la comunidad. Dos fieles de Peñalsordo tampoco se lo perdieron e incluso fueron a visitar al equipo al hotel de concentración antes del partido.

Con vida

La jornada deja la permanencia más cara de lo que estaba. Un punto más. A cinco del Lugo, que la marca por delante del Extremadura. Los gallegos empataron en el Carranza y salen fortalecidos de la jornada, sabiendo que la próxima semana seguirán fuera del descenso, pese a que el Extremadura sumará los tres puntos del Reus. Eso sí, los azulgranas tienen la oportunidad la próxima semana de ponerse otra vez a tiro de piedra si el Lugo, precisamente, no gana ante el Albacete en el Anxo Carro.

Dentro de lo deportivo, otro aspecto positivo que deja la jornada es el crecimiento en confianza y en rendimiento de algunos jugadores. Uno de ellos es Borja Granero, que se ha consolidado como central y con Pardo ejercen una fiable zaga. Otro nombre es el de Bastos, cada vez más dueño del lateral izquierdo.

Además, la baza de Willy vuelve a cobrar fuerza. El capitán demostró que puede estar preparado para ser importante en caso de que Manuel lo estime oportuno. Volvió a ser el mejor delantero y a romper con estereotipos preestablecidos. Todo va sumando, pero faltan muchas cosas para creer en la permanencia aún.

Noticias relacionadas