+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Extremadura:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 
 

LEB ORO 3 el próximo duelo de los extremeños

Roberto Blanco: «Si no ganamos a Prat el triunfo ante Palma se queda en nada»

El Cáceres encara hoy un maratoniano viaje de 12 horas para jugar mañana en Cataluña

 

Sin apenas tiempo para disfrutar de la victoria ante el Palma ni tan siquiera para entrenar, el Cáceres Patrimonio de la Humanidad se pegará hoy una paliza de 12 horas de autobús para encarar mañana otro duelo vital en su lucha por la permanencia en la LEB Oro. Se medirá el conjunto verdinegro al Prat, colista de la competición del que solo le separa una victoria. «Hace tiempo que pasamos por encima de la palabra final, hay que buscar otro calificativo para los partidos que nos quedan», dice el técnico Roberto Blanco, para quien el duelo en tierras catalanas reviste una importancia capital: «Si perdemos ante un rival directísimo como Prat, el triunfo ante Palma se quedaría en nada, volveríamos a perder la efervescencia de la victoria», como ya sucedió tras ganar al filial del Barça hace dos meses. «Sería la segunda vez que nos pasa; los jugadores son bastante inteligentes como para que no les vuelva a suceder esto», añade.

El Cáceres juega mañana, pero la jornada, la vigesimoséptima de la LEB Oro, empieza a disputarse hoy con varios duelos clave para los intereses de los verdinegros. Son principalmente el Araberri-Bilbao (19.00 horas) y el Lleida-Barça (20.30), pero también el Huesca-Real Canoe (20.30). «Si el resto de rivales pierden, nos ayuda a la sensación de que vamos en el buen camino», decía Blanco en referencia a los encuentros de la jornada anterior donde todos los equipos que luchan por la permanencia, salvo Cáceres y Canoe, perdieron. «Es, entre comillas, algo anecdótico, nosotros dependemos de nosotros mismos, quizás no matemáticamente, pero si estamos bien, podemos ganar a cualquiera».

Solo ha tenido Roberto Blanco dos sesiones de trabajo para prepara el duelo ante Prat, una ayer y otra el domingo. Hoy será imposible entrenar (el equipo se pasará medio día en el autobús) y mañana tendrán la clásica sesión de tiro de los días de partido. No le preocupa demasiado al técnico, aunque sí confiesa que le hubiese gustado tener más tiempo para prepara este partido. «Lo que vamos a hacer es afianzar lo bueno del viernes, que fue mucho a pesar de los tres primeros cuartos, y corregir lo malo». Se agarrará a lo visto en los últimos minutos, al carácter que sacó el equipo para remontar 14 puntos en nueve minutos. «Lo venía pidiendo desde hace muchos días y por fin lo conseguimos».