+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Extremadura:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 
 

VUELTA AL COLE EN EXTREMADURA

Diez aulas pasan a la enseñanza virtual tras el primer día de clases presenciales

El colegio de Madrigalejo es el único cerrado en su totalidad en la comunidad

 

REDACCIÓN
13/01/2021

Diez aulas de ocho centros educativos extremeños de infantil y primaria, las únicas etapas que retomaron el lunes las clases de manera presencial tras las vacaciones navideñas, iniciarán la cuarentena por casos positivos de covid entre el alumnado y el profesorado. En concreto, en las últimas horas las autoridades sanitarias han comunicado el inicio de la cuarentena en un aula del CEIP San Fernando y otra en la escuela infantil Los Diminutos, ambas en la ciudad de Badajoz, y en tres en la capital cacereña, pertenecientes al Colegio Licenciados Reunidos (2 aulas) y el CEIP Castra Caecilia (1).

También pasan a formación a distancia dos aulas del centro rural agrupado Tierra de Barros, de Corte de Peleas; una del CEIP Gabriel López Tortosa de Valdebótoa; una en el CEIP Las Eras de Malpartida de Plasencia, y una en el CEIP Francisco Ortiz López de Olivenza, según informó ayer la Junta. Con estas, actualmente hay 12 aulas en formación desde casa, además del CEIP Fernando el Católico de Madrigalejo (96 estudiantes) al completo.

Temas relacionados
 

Pulsa aquí

Mapa Coronavirus España

Mapa Coronavirus España

 
 
1 Comentario
01

Por Ciudadano Libre 9:55 - 13.01.2021

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

Se sigue con la cabezonería de abrir los colegios con una ola de contagios de espanto. Que hay gente que tiene que trabajar un buscar un aparcamiento para los niños, pues que usen los colegios. Obligar a todos, es un crimen. Es mentira que los niños no se contagien, que no transmitan la enfermedad, que no enfermen y hasta puedan morir. Basta ya de usar a nuestros niños como cobayas. Con la cantidad de días perdidos por festejos varios (desde el día del Maestro, al día de no se qué o celebrar carnavales aunque no sean festivos), deberían haber dejado los colegios cerrados al menos hasta febrero, una vez pasadas las olas de frío. Pero no, los políticos quieren sus "animalitos" para experimentos y para asentar su tiranía.