+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Extremadura:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

el secretario general comparece en la comisión del ramo en la asmblea

Extremadura cambiará las extraescolares por falta de alumnos

Según Educación, se adaptarán a los nuevos tiempos y «no están en peligro». La baja natalidad y la competencia de otras entidades han reducido el número de alumnos

 

Niños participando en actividades extraescolares, en una imagen de archivo. - EL PERIÓDICO

REDACCIÓN region@extremadura.elperiodico.com MÉRIDA
14/02/2020

La Consejería de Educación revisará el modelo de actividades formativas complementarias, «que no está en peligro», para adaptarlo a los nuevos tiempos y necesidades. Se trata de una medida que se abordará a lo largo de la legislatura y que se pone en marcha ante el descenso generalizado de alumnos participantes en estas actividades y la competencia de propuestas educativas de otras entidades. Lo explicó ayer el secretario general de Educación, Rafael Rodríguez de la Cruz, en la Comisión de Educación de la Asamblea, donde compareció para responder a preguntas del PP.

«La apuesta de la Junta por las actividades formativas complementarias sigue firme y permanente», dijo de la Cruz, que defendió la conveniencia de revisar un modelo que ha venido funcionando «muy bien» desde que se implantó en el año 2000 pero que ahora «hay que adaptar a los nuevos tiempos y necesidades».

La diputada del PP Pilar Pérez pidió a la Junta una valoración de este programa que, según apuntó, ha pasado de tener 21.000 alumnos en el curso 2013/14 a 18.000 el pasado, y de 2.000 monitores en sus inicios, hace 20 años, a 600 en la actualidad. Al respecto, de la Cruz explicó que con el paso de los años se ha reducido el número de niños que acuden a estas actividades «por múltiples factores», entre ellos la caída de la natalidad o las propuestas educativas que realizan ayuntamientos y las empresas privadas, informa Efe.

No obstante, precisó que el pasado año se registró un «ligero repunte» en el número de usuarios y que todos los centros educativos que este curso han pedido las actividades han recibido la respuesta favorable de la consejería, de modo que «se les ha dotado de los monitores pertinentes». Pero al margen de ello, señaló que a lo largo de esta legislatura se revisará este modelo con la participación de los diferentes agentes implicados, entre ellos consejos escolares, ayuntamientos, Ampas y los monitores. Con estos últimos la consejera del ramo, Esther Gutiérrez, se reunirá en los próximos días y según de la Cruz, «pueden estar tranquilos».

Sin embargo, la diputada del PP le trasladó la «preocupación» que existe entre el colectivo por su futuro laboral. Además, pidió a la Junta un incremento de su jornada y de su salario para así avanzar hacia una trabajo «digno» y estable que no les obligue al pluriempleo al cobrar un sueldo de 400 euros mensuales. Asimismo, Pérez planteó que se aproveche el descenso de alumnos para modificar las ratios.