+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Extremadura:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

ES LA PRIMERA QUE SE hace EN EXTREMADURA

El Hospital de Badajoz realiza una cirugía cardiaca con un dispositivo ventricular

La nueva técnica evita el desplazamiento de pacientes a Madrid

 

La operación realizada. -

REDACCIÓN MÉRIDA
31/03/2019

El Servicio de Cirugía Cardiovascular del Hospital Universitario de Badajoz ha realizado por primera vez en Extremadura una intervención de cirugía cardiaca con implantación de un dispositivo de asistencia ventricular.

Según explicó ayer el Servicio Extremeño de Salud (SES) en una nota de prensa, el paciente al que se realizó la operación había ingresado pocos días antes con un síndrome coronario que requería intervención quirúrgica de revascularización coronaria (bypass coronario), pero tenía una disfunción ventricular «muy severa» porque sus arterias coronarias no llevaban suficiente sangre al músculo cardiaco y su corazón no era capaz de bombear.

En estos casos es necesario utilizar sistemas que puedan suplir la función del corazón durante y después de la intervención, un procedimiento que resulta «muy complejo», por lo que hasta ahora los pacientes que precisaban este tipo de asistencia eran derivados a hospitales de Madrid para poder ser intervenidos.

LEVITACIÓN MAGNÉTICA / El equipo de Cirugía Cardiovascular, dirigido por el jefe de servicio, José Ramón González, utilizó en este caso un dispositivo de levitación magnética sin rozamiento que propulsa la sangre hacia el resto del organismo, descargando el corazón, para poder realizar un doble bypass coronario a corazón latiendo.

Una vez terminados los injertos, se mantuvo el sistema de asistencia ventricular hasta que el corazón fue respondiendo y se pudo retirar el dispositivo con éxito. Ahora el paciente evoluciona favorablemente en la Unidad de Cuidados Postoperatorios de Cirugía Cardiovascular, recibiendo los cuidados de todo el personal del servicio.

Para acometer este tipo de operaciones, consideradas de alto riesgo, resulta imprescindible un minucioso estudio del caso, el trabajo multidisciplinar de los distintos especialistas y personal muy cualificado.

Unos requisitos que, según el jefe del servicio, reúne el Hospital Universitario de Badajoz para poder atender a estos pacientes, por lo que solicitó autorización para asumir la intervención a la Gerencia del Área de Salud, que aprobó el uso del dispositivo y la realización de la primera intervención quirúrgica de este tipo en la comunidad autónoma.