+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Extremadura:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 
 

Crisis política

Protestas sociales en Irak han dejado 560 muertos, según cifras oficiales

El Gobierno iraquí condenó la violencia que se ha desatado en las manifestaciones populares y afirmó que esta cifra incluye a civiles y miembros de la policía

 

Protestas sociales en Irak. - EFE

EL PERIÓDICO
31/07/2020

Las autoridades de Irak han cifrado en 560 los muertos en el marco de las manifestaciones antigubernamentales, que estallaron en el país en octubre de 2019 a causa de la crisis económica y que se han sucedido desde entonces, si bien limitadas a causa de la pandemia de coronavirus.

Hisham Daud, asesor del primer ministro iraquí, Mostafá al Kazemi, ha resaltado que esta cifra de fallecidos incluye a manifestantes y miembros de las fuerzas de seguridad, sin dar más detalles al respecto, según ha informado la agencia iraquí de noticias NINA.

Alto grado de violencia

Asimismo, ha manifestado que la violencia contra los manifestantes es "inaceptable" y ha agregado que la represión "provocó una crisis política y social, además de una crisis de confianza entre los jóvenes y la clase política, que llevó a la dimisión del anterior Gobierno".

Las palabras de Daud han llegado días después de la muerte de tres manifestantes en nuevas protestas durante el fin de semana en la capital Bagdad, exigiendo un mejor suministro eléctrico, ante los cortes de suministro en pleno verano.

Tras ello, Al Kazemi ordenó la creación de una comisión de investigación para analizar lo sucedido y recalcó que este organismo tiene 72 horas para presentar sus conclusiones, al tiempo que recordó que el derecho a la protesta está contemplado por la Constitución del país.

Grave crisis social

El primer ministro pidió además a los manifestantes pacíficos que "cooperen" con las autoridades e "informen sobre la presencia de elementos sospechosos" durante las protestas que busquen "ofender a los manifestantes y distorsionar sus legítimas demandas".

Irak se encuentra sumido en una grave crisis política y social a raíz de las protestas iniciadas en 2019 y que derivaron a finales de noviembre en la dimisión de quien por aquel entonces era primer ministro, Adel Abdul Mahdi. Tras el rechazo a varios nominados, Al Kazemi logró finalmente en mayo la aprobación del Parlamento.

Diversas ONG y organizaciones de la sociedad civil iraquí han denunciado la muerte de cientos de personas en el marco de las protestas, en su mayoría por la actuación de las fuerzas de seguridad y diversas milicias pro gubernamentales.