+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Extremadura:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 
 

Crisis humanitaria

La violencia en Yemen obliga a los niños a abandonar sus hogares

Según un reporte de Save the Children, uno de cada 10 menores abandona sus hogares por la guerra y los obligan a buscar refugio en campamentos inseguros

 

Un mural que muestra a un nino yemeni con una pistola. - EFE FACUNDO ARRIZABALAGA / EPA

EL PERIÓDICO
01/02/2019

Uno de cada 10 niños en Yemen se han visto obligados a abandonar sus hogares en los últimos meses, esto por la violencia causada durante más de cuatro años de la brutal guerra que vive el país árabe, denunció la organización Save the Children.

En un comunicado, la organización no gubernamental (ONG) resaltó que en el último medio año, más de medio millón de niños han sido desplazados por los combates en la occidental gobernación de Hodeidah, exponiéndose a graves riesgos, como el hambre, enfermedades y la violencia.

Eso es un promedio de más de dos mil niños por día desde junio del año pasado. Y eso es solo de Hodeidah, que ha visto algunos de los peores combates en Yemen, destacó la organización británica, que trabaja en pro de la niñez del mundo.

UN AMBIENTE DE GUERRA

La República de Yemen ha permanecido en guerra desde septiembre de 2014, cuando las tropas rebeldes tomaron el control de la sede del gobierno, el aeropuerto, las escuelas y varios edificios públicos de Saná, obligando al presidente Abd Rabbah Mansur Hadi a huir.

Desde el 26 de marzo de 2015, una coalición de nueve países árabes, liderada por Arabia Saudita, impulsa una ofensiva militar contra la milicia del llamado movimiento Al Houthi, en busca de restablecer al presidente Hadi en el poder y expulsar a los rebeldes.

La ONG destacó que los civiles que huyen de la violencia se enfrentan a riesgos que amenazan su vida. El peligro más inmediato es la muerte o lesiones debidas a armas explosivas que han sido utilizadas indiscriminadamente por todas las partes en el conflicto con poca consideración de proteger a los civiles.

Recordó que el 23 de agosto pasado, 22 niños y cuatro mujeres murieron en medio de un ataque aéreo, que golpeó su vehículo cuando intentaban huir de los combates en Hodeidah y que más recientemente, ocho civiles más perdieron la vida en Hajjah, al parecer debido a la metralla de los bombardeos cercanos.

Si las familias desplazadas logran sobrevivir a sus peligrosos viajes y evitan los ataques aéreos y los bombardeos para alcanzar una relativa seguridad, enfrentan mayores dificultades en las comunidades de acogida o en los campamentos que carecen de suministros adecuados de alimentos, saneamiento e higiene básicos, advirtió.

CRISIS HUMANITARIA

Esto, agregó, pone a los niños pequeños en riesgo de malnutrición y enfermedad en un país donde el sistema de salud casi ha colapsado y unos 14 millones de personas están al borde de la inanición, destacó Save the Children, tras recordar que unos 85 mil niños ya han muerto de hambre extrema desde 2015.

En la crisis humanitaria más grande del mundo, algunos de los niños más vulnerables son aquellos que han huido de sus hogares debido a los combates. Han sido obligados a abandonar la escuela y están en riesgo de explotación y abusos, indicó Tamer Kirolos, directora de Save the Children en Yemen.

Hemos escuchado historias de niños que se congelan en los fríos meses de invierno porque carecen de un refugio adecuado y las familias no pueden pagar el combustible necesario para protegerse del clima, agregó Kirolos, subrayando que a la niñez yemenita le han robado su derecho básico a la vida, salud y educación. Necesitan apoyo ahora", subrayó.