+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Extremadura:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 
 

LA NORMATIVA BUSCA ADAPTARSE A LAS DEMANDAS DEL SECTOR

El pleno aprueba la nueva ordenanza reguladora del servicio de autotaxi

Salió adelante sin el apoyo del PP y tras desestimarse las alegaciones hechas. La norma incluye servicios nuevos como el pago con tarjeta y vehículos adaptados

 

Votación del dictamen para rechazar las alegaciones a la normativa, ayer en el pleno municipal. - EL PERIÓDICO

CARMEN HIDALGO merida@extremadura.elperiodico.com MÉRIDA
01/02/2019

Sin unanimidad. Así salió ayer adelante la aprobación definitiva de la nueva ordenanza reguladora del servicio de autotaxi, tras desestimarse en el pleno las alegaciones que se habían presentado al texto. La votación del dictamen para desestimar las alegaciones recibió los votos a favor de PSOE, IU y Mérida Participa; en contra de PP y los ediles no adscritos Mª Antonia Sanmartín y Daniel Serrano; y la abstención del concejal no adscrito Juan Luis Lara. Tras este trámite plenario, se dio por aprobada de manera definitiva la normativa, a la espera de su publicación en el Boletín Oficial de la Provincia (BOP) para que pueda entrar en vigor.

El objetivo de esta nueva ordenanza es sustituir la normativa actual, que está vigente desde el año 1985, y adaptarla a las demandas y características actuales del sector. El texto regula el máximo de licencias por población, que ahora será de una licencia por cada 2.000 habitantes, y otorga la posibilidad de establecer un precio fijo cuando el usuario solicite un taxi desde un punto que no sea una parada de taxis oficial o por vía telefónica.

Entre otras novedades de esta ordenanza figuran la obligación del taxista de acompañar al cliente a un cajero automático para que pueda sacar dinero si no lo tiene en metálico, el pago con tarjeta, taxis de siete plazos y adaptados a las personas con discapacidad, permitir a perros lazarillos de forma gratuita acompañar a las personas que los necesiten, o facilitar también de forma gratuita sillas de retención infantil para niños que midan menos de 1,35 metros.

«Este debate no responde a un interés del gobierno, sino a petición del sector, y lo que hemos hecho ha sido adaptar la ordenanza a otras existentes. No hemos innovado nada y las consideraciones jurídicas están bien fundamentadas», manifestó ayer el alcalde, Antonio Rodríguez Osuna. La edil del PP municipal Gema Fernández rechazó que se desestimaran las 27 alegaciones presentadas por 14 taxistas y preguntó que «en base a qué los artículos a los que aluden estas alegaciones se van a desestimar cuando el informe jurídico no dice nada sobre algunas de ellas». Además, la concejal aseguró que la nueva norma no contaba con el consenso de todas las asociaciones implicadas.

El portavoz de IU Álvaro Vázquez expresó que «no cabe que alguien presente una alegación porque la ordenanza no sea como quiere». El delegado de Transporte, Marco Antonio Guijarro, destacó que «todas las enmiendas de los grupos fueron incluidas» en los diferentes borradores.