+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Extremadura:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 
 

Textamentos

Entre el 155 y la República

 

Sánchez amenaza con el 155, y Torra con la República», reza en todo su esplendor un titular de la prensa online. Las amenazas se han convertido en el pan nuestro de cada día en ese avispero político llamado Cataluña. Los independentistas ya no lo hacen solo de boquilla, a tener en cuenta la detención de siete CDR a quienes han pillado mientras planeaban un inminente atentado con explosivos.

Las empresas abandonan Cataluña de forma masiva, el anterior presidente está fugado, se sospecha que el actual está coaligado con el grupo de incipientes terroristas, otros políticos de primera línea esperan que el juez dicte sentencia, y mientras tanto en las calles la agitación se hace irrespirable. ¿Algo puede ir peor en la que era hasta hace poco una región pujante en la que se miraba el resto del país?

El 155 o la República... La bolsa o la vida… Si el Estado español plantara batalla (de verdad), tendría todas las de ganar contra estos irresponsables políticos levantiscos que han convertido una huida hacia ninguna parte en su única salida. Puigdemont, Torra, Mas, Rufián y otras finas hierbas podrían haber dado marcha atrás, confesar que se han equivocado, que han mentido a los miles de paisanos a los que pastorean un día tras otro, machaconamente, desde TV3. Podrían haber pedido perdón y dirigido todas las energías que ahora depositan en la confrontación y en el fomento del odio en gestionar el dinero de los contribuyentes para tratar de mejorar la vida de estos, en vez de alimentar sus propios egos y sus aires de grandeza.

A veces pienso que en lo más íntimo están deseando que el Estado español termine de una vez con esta locura independentista que se les ha ido de las manos y que les ha conducido al banquillo de los acusados, al exilio o a la bancarrota.

El Estado debe tomar ya cartas en el asunto de manera firme y liberar a estos locos de su propia locura.

* Escritor