+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Extremadura:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 
 

Soliloquio

Avalancha ecologista

 

Juan Jiménez Parra Juan Jiménez Parra
03/06/2019

Están surgiendo, poco a poco; y ya son muchos. Y serán muchos más. Y muchos más. Porque no están dispuestos a vivir en un vertedero de basura humeante en el que haya que utilizar mascarillas antigás para respirar, hábitat heredado de sus antepasados. Son jóvenes, muy jóvenes, hijos y nietos de una generación que se preocupa mucho de la política económica y nada de la política ecológica. De esa generación manirrota que dilapida los recursos naturales del planeta y empaña su atmósfera de humos contaminantes. De esa generación a la que yo pertenezco, que por un lado se lamenta por la escasa natalidad, porque ve que el mundo se llena de viejos y, por otro lado, escatima un planeta limpio en el que las generaciones venideras puedan vivir. En fin, de esa generación que ama a sus hijos y nietos hipócritamente, porque solo piensa en dejarles una herencia económica generosa que les permita vivir con comodidad. ¿Pero cómo vivir cómodamente en una tierra llena de chatarra, rodeada de mares repletos de plásticos, bajo un cielo cargado de humo irrespirable?

Sí, ha comenzado la avalancha ecologista que impulsó la voz de una chica sueca de 16 años llamada Greta Thunberg. Una sola voz ha inspirado a miles y miles de jóvenes muy jóvenes que comienzan a entender que su futuro debe depender de ellos y no de sus necios padres y abuelos. Comienzan a manifestarse por todas las ciudades del mundo. Y el número crece y crece. Agraciadamente. Quizá sean los únicos que puedan parar esta torpe política neoliberal que solo apuesta por el crecimiento económico, sin tener en cuenta el daño ecológico que se está ocasionando al planeta.

Son los únicos que pueden parar programas políticos de partidos que niegan el cambio climático, o les importa un comino la extinción de especies animales y vegetales, o las energías renovables, o la investigación ecológica, o el reciclado de los residuos.

Son los únicos porque serán una gran avalancha de votantes que mandarán al carajo a los políticos ineptos que nos están llevando al desastre. Porque estos jóvenes no quieren de herencia un mundo lleno de dinero, quieren un planeta lleno de vida.

* Pintor