+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Extremadura:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

¡Pobres senadores, cuánto trabajo!

 

JUAN LUIS Corcobado
22/10/2011

TLta Constitución Española contiene algunos artículos verdaderamente chocantes. Tal sucede, por ejemplo, con los que proclaman el derecho de todos los españoles al trabajo o a la vivienda digna. Los padres de la patria, en un descuido, se olvidaron de indicar dónde reclamar si esos derechos eran ignorados. Esa misma constitución, que en muchos supuestos es intangible y en otros, como la experiencia reciente demuestra, puede ser toreada sin complejos, establece que el Senado es la Cámara de representación territorial. Un detalle de buen humor, sin duda, si nos atenemos a lo ocurrido en los treinta y tres años que la ley lleva vigente.

¿Representación territorial? ¿Recuerda el lector alguna ocasión en que, sometido a la consideración de tan alto órgano algún proyecto de ley, hayan votado a su favor esta y esa comunidad autónoma y en su contra aquellas otras? Las votaciones en el Senado, como en el Congreso de los Diputados, no obedecen a intereses territoriales, sino a los de los partidos presentes en él, PSOE y PP fundamentalmente. Por todo ello, quienes sean los próximos senadores por Cáceres y Badajoz despierta el mismo interés en la ciudadanía que un partido de tercera regional de esos que tan a menudo suele transmitir, incluso en estos tiempos de penuria, Canal Extremadura.

Dicho lo cual, confieso que me llevé las manos a la cabeza cuando leí que políticos cuya agenda suponía apretadísima, como el alcalde de Mérida y su colega, la alcaldesa de Cáceres, concurrirán en las próximas elecciones para ser senadores por sus respectivas provincias. Su dedicación a las tareas municipales les debieran ocupar, pensaba yo, las 24 horas del día. ¿Buscarse, en esas condiciones, un empleo extra?

Pues sí, porque la alcaldesa de Cáceres, por ejemplo, explica con desparpajo que ser senadora no le obligará a desatender sus deberes en el ayuntamiento; que, total, son cuatro días al mes...

¿Cuatro días al mes? Rechazaba dar por buena esa disculpa, que atribuí a un lapsus, hasta que, indagando un poco, averigüé, por poner un ejemplo, cuáles fueron las actividades del alcalde pacense, el señor Celdrán , durante los tres años en que fue senador: Se acreditó, formó parte del pleno de la cámara y de comisiones en cuatro ocasiones y formuló dos preguntas sobre el número de extranjeros empadronados en Badajoz. En tres años. ¡Pobre hombre, terminaría agotadito!

   
2 Comentarios
02

Por glabro 8:50 - 22.10.2011

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

Por una vez no es usted el bolchevique de costumbre, Sr. Corcobado, y dice cosas racionales. Enhorabuena. El Senado, a la m...

01

Por Andando 8:40 - 22.10.2011

DENUNCIA ESTE COMENTARIO

Ayuda: Si considera que este comentario no debe aparecer en este web, por favor indíquenos el motivo y pulse el botón [Enviar aviso].

Otra institución para que estos ibéricos tengan más bellotas. Luego tienen el cuajo de decirnos que por querer que nos mantengan más o menos sanos, o que queremos ganar por nuestro trabajo más de 800 euros, estamos llevando al país a la quiebra…en fin