+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Extremadura:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

Textamentos

Principio de incertidumbre

 

FRANCISCO Rodríguez Criado
08/05/2013

Teniendo en cuenta los malos tiempos para la lírica en que vivimos, no deja de ser una buena noticia que la Editora Regional de Extremadura insista en el que ha sido siempre uno de sus principales objetivos: publicar la obra de nuevos autores extremeños. Es el caso de 'Principio de incertidumbre', de David Matías (Galisteo, 1986).

Aun siendo este el primer libro de Matías, el lector no encontrará en él torpezas o ingenuidades narrativas por culpa de la improvisación. Muy al contrario, Matías, licenciado en Filología Hispánica, renuncia al facilismo con el que a veces los nuevos autores se lanzan al ruedo y apuesta por un texto que abarca o parece abarcar sus inquietudes intelectuales: el añejo legado cultural del antiguo régimen en un pequeño pueblo de provincias, la asimetría de intereses entre padres e hijos, la imposibilidad de conocer lo real, el arte, la filosofía o el estudio de las fuerzas que regulan el Universo.

'Principio de incertidumbre' no es una novela al uso, con presentación, nudo y desenlace, sino más bien un periplo vital y filosófico del personaje-narrador, un escritor en ciernes de escasa capacidad de adaptación al medio que está siempre en conflicto con las personas que condicionan su circunstancia.

En un ejercicio cuasi metaliterario, la novela es, a la vez que un texto de creación, una declaración de intenciones sobre el oficio de escribir, donde debería primar el deseo artístico y no el afán de reconocimiento. Principio de incertidumbre --como apunta el personaje-narrador-- no es una novela de entretenimiento sino de observación de este mundo inasible que nos tocado en suerte.