+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Extremadura:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 
 

Entre todos

 

10/04/2013

LOS LIMITES

Inundaciones

Rodolfo Montero

 

Nos hacía falta la lluvia. Eso es evidente, pero no tanta. La semana pasada vivimos momentos de mucha tensión. El agua sobrepasaba sus márgenes y anegaba todo lo que había a su paso, pero no olvidemos que, en muchas ocasiones, somos nosotros los que atravesamos nuestras fronteras y ocupamos los espacios de los ríos y arroyos. Por ello, tengamos prudencia para evitar males mayores.

 

PROEZA

Mario Placeres, 'we all love you' N

Eduardo Rebollada

Cáceres

¿Quién nunca ha llegado a tu edad tan lejos en esta incierta ciencia de la gea de Extremadura? Que sepamos, nadie. Y, sin embargo, tu éxito ha quedado obliterado por otras cuestiones más noticiables en Extremadura. La verdad es que era lógico o, al menos, era lo esperado, dado que los científicos y asimilados nacidos en esta tierra poco han recibido de ella, salvo en lo póstumo: es el estigma de que nadie es profeta en su tierra.

Pero tú estás por encima de esas cosas. Muchos antes que tú, otros trabajaron con mayor o menor suerte y hoy con orgullo se alzan, como tú debes hacerlo, sobre su pasado por haber conseguido mucho más de lo esperado. Muchos de esos son olvidados por la historia extremeña, pero no por la intrahistoria, esa que se erige entre medios de comunicación o entre comentarios de café y de chats y blogs.

Ahora tenemos un nuevo "héroe" de las ciencias extremeñas, que nos representará a 15.000 kilómetros de aquí, en los paisajes vertientes del Himalaya. Llegarás como muchos, sorprendido, pero animado, porque nosotros, los que te conocemos y los que no, te empujaremos para que disfrutes del momento y veas que las reglas de la Tierra son idénticas allí que aquí. Te sorprenderá conocer rocas parecidas a las de las Villuercas, La Serena o Sierra de Gata, valles como nuestro florido Jerte, minerales como los de Burguillos y ríos como el Guadiana elevado al cubo.

Sedimentos, bloques, glaciares, cordilleras, fósiles- verás, como los has visto por aquí, y aún más cosas de la elegante geología que impera por la superficie de este planeta. En aquel continente, vecino del europeo en cuestión de tectónica, deberás mirar con ojos pragmáticos a tu alrededor, para entender mejor las cuestiones que te planteen los sabios geólogos. Suceda lo que suceda, disfruta del momento, sé impertérrito ante lo desconocido, analiza con los saberes que te han inculcado todos los maestros que has tenido, incluido el último que te subió a sus hombros para ayudarte en tu camino hacia la pequeña y gran gloria geológica extremeña, que ya es tuya y que esperemos sea seguida por otros muchos estudiantes extremeños a lo largo de los próximos años, con orgullo de ser el primero de los primeros, un estandarte que hasta ahora has llevado con prudencia y, a partir de ahora, con honor, como debe ser. Lo dicho: Mario, todos los extremeños te queremos.