+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Extremadura:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 
 

FANTASÍA PARA ADOLESCENTES Y ADULTOS

La saga sobre hadas más placentina

La joven Gema Campos ha escrito bajo el seudónimo de Aisling Clarke el primero de una serie de libros basados en la mitología celta

 

Gema Campos, con un ejemplar de su primer libro. - TONI GUDIEL

Afirma que lleva escribiendo desde que tiene uso de razón y que tiene muchos libros guardados en un baúl, pero al final se ha decidido a publicar uno, el primero de una saga dedicada a las hadas y la mitología celta.

Lo ha titulado Sídhe: el reino de las hadas y lo firma bajo el seudónimo de Aisling Clarke. «Decidí escribir bajo un seudónimo porque es lo que hacían las grandes escritoras antiguamente y porque su significado es el sueño de la persona que escribe y me gustó», señala esta joven placentina de 26 años.

Detrás de Aisling Clarke está Gema Campos Gómez, Graduada en Educación Primaria en la facultad de Formación del Profesorado de Cáceres.

Precisamente, la idea de esta saga nació «cuando estaba en la universidad. Me gustaba la mitología, empecé a investigar y me encantó la celta. Compré muchos libros e incluso hablé con una experta».

De sus lecturas y escritos y de su investigación nació Sídhe, que se enmarca en el género de la fantasía y está dirigido a un público adolescente y también adulto.

Lo envió a editoriales y, desde septiembre llevaba esperando una respuesta que no llegó. Pero al final se decidió por recurrir a Amazon, que se lo ha editado y lo ha puesto a la venta, tanto en formato digital como en tapa blanda. «Está teniendo buena venta», subraya contenta y afirma que tiene la segunda parte ya en revisión.

Brigantia, Angus, Midir, Titania y Devin esperan a quien quiera adentrarse en este reino de hadas.

 
 
1 Comentario
01

Por Alicia_Espadas21 10:42 - 21.02.2021

Y las ilustraciones de Alba Sacristán Serrano!! Tengo mi copia desde ayer y son preciosas!! El libro lo llevo por la mitad y me está encantando.