+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Extremadura:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 
 

los usos agrícolas

El arroz, la salvación; su paja, un problema

 

17/11/2019

Hay consenso en que sin el arroz la Albufera ya no existiría. «Es una de las pocas veces que el hombre interviene y beneficia al medioambiente», afirma el catedrático Herminio Boira. Lo que queda tras la siega aportar alimento «a la poca vida que hay» y ejerce de filtro verde.

A partir del siglo XV, con el paso de laguna abierta y salobre a cerrada y dulce, los campos ganaron terreno al lago y se crearon compuertas y canales para inundarlos y vaciarlos. «Si no fuera por los arroceros, no existiría; mientras haya, aguantará», apunta Pepe Fortea, agricultor.

Fortea es también miembro de la Junta de Desagüe, sobre la que la fiscalía ha abierto diligencias pues en el mes de junio pasado el nivel medio del agua descendió más de lo exigido, algo que los regantes dicen que era necesario para desaguar los campos.

Pero el gran problema del arroz es la paja, ya que si se deja en los campos tras la siega puede pudrirse y contaminar el agua. «Deberían dejar que se quemara en días de poniente, como toda la vida», apunta Fortea, pero la UE lo prohibió por daños medioambientales.

Blanch apuesta por un sistema informático que controle y minimice los efectos de la quema, «pues se habla mucho de los otros usos de la paja, pero no veo a nadie que la recoja», subraya.

Apúntate a nuestra Newsletter

Mapa Coronavirus España

Mapa Coronavirus España