+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Extremadura:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

El GPS llega a la dehesa

 

BORJA GUERRERO regionextremadura.elperiodico.comBORJA GUERRERO regionextremadura.elperiodico.com 07/04/2006

Si algún día camina por una dehesa extremeña y ve algún cochino ibérico con una especie de cinturón o arnés atado al tronco, no piense que se trata de una excentricidad del ganadero. Es tecnología punta aplicada al porcino. Se trata de la aplicación de la tecnología GPS-GPRS a la monitorización de la montanera del cerdo ibérico, un proyecto del profesor de la Facultad de Veterinaria de la Universidad de Extremadura (Uex) Miguel Angel Aparicio y la empresa País de Quercus, que ahora acaba de obtener el Premio eMobility 2006.

El galardón ha sido concedido por unanimidad del jurado en la categoría de Mejor Aplicación desarrollada por una pyme. En el proyecto también han participado empresas como GMV, Amplia o Montejava, todas ellas lideradas por Amena, que ha sido el principal socio tecnológico en esta iniciativa de I+D+i.

Los premios eMobility tienen como objetivo estimular y promover los desarrollos e innovaciones tecnológicas en el ámbito de la movilidad en el territorio español, según explicó ayer la Uex en una nota. Los candidatos pueden ser empresas e instituciones españolas que hayan realizado un proyecto o desarrollo móvil y/o inalámbrico y que consideren que han contribuido de manera significativa a crear valor para la propia compañía o institución y/o sus usuarios.

Jurado

En el jurado han estado representadas empresas e instituciones como Accenture, Instituto de Empresa, ISB, Alter Itinere Consulting S.L., Boston Consulting Group, BCP, Universidad Politécnica de Madrid, Tech Events, Funcorp Consulting y Bird&Bird.

El objetivo del proyecto, que se enmarca en un estudio sobre la influencia de las condiciones de bienestar en la optimización de la producción del cerdo ibérico, es conocer cuánto caminan los cochinos durante la montanera, por dónde y durante cuánto tiempo, al ser éstos factores que pueden condicionar las cualidades de sus jamones, lomos y paletas. Para tenerlos localizados, a algunos animales --no es necesario a todos, pues se trata de ejemplares gregarios-- se les coloca en el tronco un GPS sujetado por un arnés.

Los itinerarios seguidos durante la época de la bellota --de noviembre a enero-- y las distancias recorridas se transmiten desde el GPS que porta el animal hasta un monitor, lo que aporta información muy útil para el ganadero, el industrial, la empresa que inspecciona la alimentación de los animales y el consumidor final sobre el comportamiento de los cochinos durante la montanera, una fase vital en el crecimiento y engorde del ganado.

La alimentación natural --bellotas, hierba, raíces, tubérculos y hongos-- contribuye al aroma final de lomos, paletas y jamones de cerdo ibérico, de gran demanda en el mercado y elevado precio para el consumidor.