+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Extremadura:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 
 

«Estoy feliz, en mi disco he hecho lo que he querido»

 

Miki Núñez, representante de Eurovisión en 2019. - XAVIER GONZÁLEZ / EL PERIÓDICO

XAVIER GONZÁLEZ epextremadura@elperiodico.com BARCELONA
06/10/2019

Amuza fue numero 1 en ventas a los 10 días de publicarse. El primer single, Celébrate, lleva más de 6 millones de reproducciones en Spotify. Miki Núñez (Terrassa, 1996) y los Dalton Bang, calientan motores. El tour con sus amigos «de toda la vida» arrancará en Pamplona el 25 de octubre.

–¿Cómo definiría su disco?

–Es una mezcla de todo lo que he estado escuchando: reggae, ska, pop... Muy melódico todo. Hay muchas canciones up-tempo y otras que también lo serán en los directos y que hemos grabado en una versión más soft.

–De 13 canciones, 11 suyas.

–Estoy feliz porque me han dejado hacer lo que he querido, como he querido, con quien he querido y cuando he querido. Ha sido muy guay porque he podido abrirme en canal. En el proceso me han ayudado Adrià Salas, Nil Moliner, Arnau Griso, Sofia Ellar, Arnau Moreno, Álex Pérez, Blaumut… gente que me gusta cómo escribe y cómo expresa las cosas.

–Y en tiempo récord. Fue a Eurovisión con ‘La venda’ en mayo.

–Empecé a escribir las canciones al salir de la academia de OT2018. Estaban compuestas antes de ir a Eurovisión. Lo que pasa es que no teníamos tiempo de ir al estudio. De hecho, Celébrate se grabó una noche antes de ir a Tel Aviv.

–¿Abrumado por la acogida?

–Obviamente doy importancia a las cifras, pero esto no es tan importante como dar un concierto y ver las caras de la gente cantando tus canciones, como una gran familia.

–Se emocionó en La Mercé.

–Mucho. Empezó a tocar mi banda, después entré yo, vi a toda esa gente y pensé: ¿Qué hacéis ahí? Me eché a llorar, pero hice el bolo a muerte, superemocionado. Con Escriurem había 50.000 personas con la luz del móvil, cantando a pulmón.

–Está contribuyendo a popularizar en España un ritmo muy ‘made in Catalonia’.

–¡Es muy guay! Estás en Madrid y escuchas en la radio temas como los de Nil Moliner o los míos. Suena trap, de golpe y porrazo entra el mestizaje y volvemos otra vez al reggaetón disco. ¡Joder! Pues nos hemos hecho un huequecito ahí.

–En ‘Celébrate’ canta ‘Voy a bailar sin freno para curar mi herida’. ¿Qué herida tiene Miki?

–Es la canción que tiene más peso en el disco. Estaba cansado de no dejar de pensar qué sería de mí en un futuro tras salir de OT. Celébrate es como decirte: ¡hostia!, estás viviendo uno de los mejores momentos de tu vida, tienes la oportunidad de dedicarte a hacer lo que quieres, ¡lo que amas! y vivir de ello.