+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Extremadura:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 
 

EXTREMADURA Y EUSKADI, LAS DOS UNICAS REGIONES EN LAS QUE HA CAIDO EL DESEMPLEO EN EL PRIMER TRIMEST

El paro baja en 1.900 trabajadores en la región pese a destruirse 2.700 empleos

4.700 personas han dejado el mercado laboral extremeño desde enero para buscar empleo en otras autonomías.La Junta mantiene un "controlado optim

 

El paro baja en 1.900 trabajadores en la región pese a destruirse 2.700 empleos -

R. GONZALEZR. GONZALEZ 26/04/2008

El mercado laboral extremeño muestra claros síntomas de crisis en el inicio del 2008, según la Encuesta de Población Activa (EPA), y sin embargo el paro baja en 1.900 personas en el primer trimestre del año, el mayor descenso de los últimos cinco años.

¿Contradictorio? No, existe una explicación. En los tres primeros meses se han destruido cerca de 2.700 empleos en Extremadura, la inmensa mayoría de mujeres, y el hecho de que haya menos extremeños en paro no se debe a una evolución positiva de la economía regional sino a un acusado descenso de más de 4.700 personas en la población activa. Es decir, que estos miles de trabajadores han abandonado la comunidad autónoma entre enero y marzo, lo cual ha distorsionado las cifras de empleo.

La EPA así lo avala y ha motivado que los sindicatos pidan que se desarrolle inmediatamente el Plan de Fomento y Calidad del Empleo firmado con la Junta. El propio Gobierno regional se muestra cauto. Su vicepresidenta primera y portavoz, Dolores Pallero, valora que Extremadura está "resistiendo" al escenario de desaceleración económica y que tiene mecanismos para mitigar sus consecuencias.

En términos globales, Extremadura se coloca con 68.500 parados (41.000 mujeres) al cierre de marzo, un 2,77% menos que al inicio del 2008. La tasa regional de paro se sitúa en el 14,39%, solo mejor que la de Andalucía (14,83%) y Canarias (14,70%).

EXTREMADURA Y EUSKADI En el primer trimestre del año, el desempleo ha subido en todas las autonomías, salvo en Extremadura y País Vasco. En el conjunto de España, el paro crece en 246.600 personas entre enero y marzo, un 12,79%, la mayor subida en 15 años, con lo que el número total de desempleados se sitúa en 2.174.200 y la tasa de paro se incrementa más de un punto, hasta el 9,63%, alcanzando su valor más alto en 3 años.

Sin embargo, la tendencia es distinta a la de Extremadura. En España sí se ha generado empleo entre enero y marzo, en concreto 74.600 puestos de trabajo. Sin embargo, esta cifra ha sido insuficiente para absorber a los 172.000 trabajadores que se han incorporado al mercado laboral.

Si se analiza la tendencia desde el cierre del primer trimestre del 2007 se comprueba que el paro ha subido en Extremadura en 7.100 personas, con una destrucción de 1.500 empleos en el último año. Estas cifras contrastan con la variación positiva en el total nacional: 333.000 ocupados más, pese a lo cual el desempleo subió en 246.000 personas por el importante incremento de la población activa en el país.

¿Por qué se ha producido un descenso tan acusado de la población activa (4.700 personas) en Extremadura en solo tres meses? ¿Donde han ido a parar estos empleados? La respuesta es compleja. Miguel Coque, secretario de Formación y Empleo de CCOO, estima que estos trabajadores "no se han esfumado, por supuesto, sino que han ido a trabajar a otras autonomías". Se trata, en su opinión, de personas con empleo de baja cualificación, una parte de ellas inmigrantes, que "han huido" ante la debilidad del mercado laboral extremeño.

Por sexos, de los 68.500 parados de Extremadura 27.500 son varones y 41.000, mujeres. Con estos datos, la tasa de paro masculina en la región extremeña se sitúa en el 9,60%, mientras que la femenina se dispara al 21,6%.

Por provincias, la EPA revela que Cáceres presenta una tasa de paro más alta, con el 15,22% (26.500 desempleados), mientras Badajoz se queda en el 13,91% (42.000 personas en desempleo).

MODERACIÓN EN LA JUNTA / A la vista de estos datos, la vicepresidenta de la Junta declaró que el Ejecutivo regional mantiene un “controlado optimismo”, más aún en una situación de desaceleración económica y en la que la construcción sigue creando empleo en la región. Destacó además que estas cifras demuestra que Extremadura “está resistiendo” a este panorama, y que las medidas que se han tomado en el marco del Plan de Fomento y de Calidad del Empleo y del Acuerdo Marco para el Desarrollo Económico ayudarán a paliar sus efectos. “Ni queremos manifestarnos eufóricos ni tampoco somos pesimistas cuando los datos no nos son favorables”, añadió la portavoz de la Junta, para la que la desaceleración económica que se está viviendo a escala internacional está afectando “de manera templada a Extremadura”.

Por su parte, UGT ha advertido de que la EPA pone de manifiesto cómo la ralentización económica se está trasladando al mercado laboral en términos de destrucción de empleo. En este sentido, ha indicado que aunque en Extremadura estos datos desfavorables están siendo mucho más atenuados que la media nacional, “se debe influir en el nivel de actividad económica a través del gasto público para promover el empleo y que la economía remonte el vuelo lo más pronto posible”. Por ello, ha demandado una mayor protección a los colectivos a los que más puede afectar esta situación de desaceleración, como son jóvenes, mujeres e inmigrantes.

FUGA DE EFECTIVOS / CCOO ha atribuido la disminución del paro a un “descenso importante” en 4.600 personas de la población activa y no a una evolución de la economía. Entiende que es necesario agilizar las actuaciones de la Administración para mitigar la tendencia al aumento del desempleo, sobre todo las políticas activas de empleo, la igualdad de oportunidades, el empleo joven y la contratación de calidad. También insiste en que debe orientarse la inversión pública y privada hacia las actividades de más valor añadido, porque la construcción de viviendas y el consumo interno, además de haber producido grandes beneficios empresariales e inflación, ya no son capaces de dar trabajo a la población activa.

El PP considera que el descenso del paro en el primer trimestre no es suficiente para tender a una convergencia real de Extremadura y estima que la Junta no tiene motivos para ser triunfalista. Para el diputado y portavoz popular de Empleo, Juan Parejo, que la región supere el 14% en su tasa de desempleo, cinco puntos por encima de la nacional, debería hacer reflexionar al gobierno de Vara y corregir unas políticas incapaces de derivar en la convergencia real de la economía extremeña.