Un espectáculo mágico donde el cine cobra vida sobre el escenario. un viaje por el maravilloso mundo de la magia donde el cine se convierte en la perfecta piedra angular para demostrar que la magia y el cine van de la mano para dar rienda suelta a la imaginación, a la ilusión, al asombro y a los sueños.

Nuestro protagonista es un joven actor, que ha participado en importantes éxitos de la cartelera a nivel internacional y por causa de un inexplicable accidente sale de la pantalla y entra en el mundo real al caer, en el escenario.

Fabio, que así se llama nuestro protagonista, necesita recuperar su estado, volver a su ficción, a la magia perdida. No es una tarea fácil, pero no estará solo en este viaje, el acomodador del cine y una misteriosa chica, cuya ilusión es ser actriz, le acompañarán en su aventura demostrándole que la amistad es la mejor arma para combatir las dificultades.

Los tres comenzarán una mágica aventura para volver a la pantalla que desembocara en el viaje a la luna de Georges Méliès, con la construcción de un cohete de grandes dimensiones para intentar regresar a la magia, al cine, al Big-Bang del nacimiento cinematográfico junto a un cineasta que también fue mago.

Magia, risas, tensión, alegría, entusiasmo e ilusión. Así es el viaje de este joven mago, que transforma clásicas y novedosas ilusiones del mundo mágico en un divertido recorrido por el mundo de la fantasía del cine.

El salto al gran formato que permite mezclar y diluir dos artes como la magia y el cine en un solo recipiente cargado de emoción. Un espectáculo para todos los públicos, donde el mentalismo, las grandes ilusiones, el escapismo, la cartomagia y el ilusionismo se intercalan con algunos momentos de las mejores películas de la historia del cine para conseguir un espectáculo “de película”