El maltrato a las personas mayores es «una violación de los derechos humanos y está declarado por la OMS como un problema de salud». Así lo recoge la llamada Declaración de Valladolid, que este martes han suscrito una veintena de colectivos, los que forman el Consejo del Mayor del Ayuntamiento de Plasencia, que preside el alcalde, Fernando Pizarro.

De esta forma, residencias, hogares, universidad y otros colectivos, además de los grupos municipales, se comprometen a «actuar ante situaciones de maltrato» a personas mayores y a incluir protocolos de «prevención, detección e intervención».

La firma llega tras «el año y medio más doloroso « para el colectivo, según ha destacado Pizarro, quien ha subrayado también que este tipo de maltrato es «silencioso». Se ha guardado un minuto de silencio por los fallecidos por covid.