Kiosco

El Periódico Extremadura

Novedades en materia de tráfico y estacionamiento

Renuevan los parquímetros de la zona azul y ponen un nuevo radar en Don Benito

Las calles Consuelo Torres y San Francisco serán ahora zona azul debido a las obras. El radar, situado en la avenida de Europa, estará en marcha la semana que viene

Radar situado en la avenida de Europa de Don Benito. SAMUEL SÁNCHEZ

El Ayuntamiento de Don Benito, a través de la Concejalía de Seguridad Ciudadana y Tráfico, trasladó ayer en rueda de prensa las nuevas medidas relativas al servicio de estacionamiento regulado que tienen que ver con la renovación de los parquímetros que hay instalados en la zona azul, así como el establecimiento de dos nuevas calles adheridas a este tipo de regulación de estacionamientos. Asimismo, desde el consistorio también anunciaron la puesta en marcha la próxima semana del radar que ya hay instalado en la avenida de Europa. 

La concejala del ramo, Eva García-Adámez, junto con Francisco Javier Laguna, de la empresa concesionaria EYSA, encargada de la explotación del servicio de estacionamiento regulado, informaron de la instalación de nuevos parquímetros como sustitutos de los anteriores y que aportarán nuevas prestaciones como la introducción de la matrícula o el pago de la zona azul con tarjeta, entre otros aspectos. Todo ello podrá realizarse, además, a través de una aplicación móvil (ElParking) establecida para tal efecto. Asimismo, García-Adámez también comunicó la ampliación de la zona azul de la zona centro en las calles Doña Consuelo Torres y San Francisco con el objetivo de «solventar los problemas de movilidad de coches y favorecer así las compras en la localidad debido a las zonas afectadas por las obras que están en marcha», dijo la edil. 

Nuevo radar 

Por otro lado, el jefe de la Policía Local de Don Benito, Emilio García, informó que a partir de la próxima semana entrará en funcionamiento el radar que ya hay instalado en la avenida de Europa y que afectará a los dos sentidos de cada uno de los cuatro carriles que hay en dicha vía. «Se trata de una zona con alta movilidad de peatones, por lo que la instalación en dicha zona obedece a cuestiones de seguridad», dijo García. Todo ello tras haber realizado un estudio, según el cual se aconsejó su instalación junto a un paso de peatón sobreelevado. «La finalidad es garantizar la seguridad vial», remarcó. No obstante, durante los primeros diez días el radar será efectivo a 64 kilómetros por hora con el objetivo de «ir amortiguando el impacto que pueda ocasionar su colocación». No obstante, cabe recordar que la velocidad máxima en dicho tramo es de 50 kilómetros por hora, aunque saltará a partir de los 54 km/h debido al margen de error marcado por la DGT del 7%. Cabe recordar que las multas por superar la velocidad máxima permitida oscilan entre los 100 y los 600 euros y hasta seis puntos. 

Compartir el artículo

stats