Kiosco

El Periódico Extremadura

Judicial

Condenado a ocho años de prisión un monitor de natación por abusos sexuales a menores en Don Benito

Los hechos se produjeron de manera continuada entre 2015 y 2019 y el acuerdo entre las partes evitará que el acusado entre en la cárcel

Piscina climatizada de Don Benito EL PERIÓDICO

El monitor de natación que confesó haber abusado sexualmente de cuatro chicas menores de edad de manera continuada entre los años 2015 y 2019 no ingresará previsiblemente en prisión después de que las partes y la Fiscalía hayan llegado a un acuerdo de conformidad tras confesar los hechos por parte del autor de los mismos. Dicho acuerdo reduce la pena inicial de 24 años de cárcel a ocho. 

El juicio oral estaba previsto para ayer lunes en la sede de Mérida de la Audiencia Provincial de Badajoz, aunque no se llegó a celebrar debido al citado acuerdo entre las partes con el interés del acusado en evitar entrar en prisión. 

El propio acusado ha solicitado a la Audiencia no ingresar en prisión y se ha declarado culpable de los cuatro delitos de abusos sexuales a menores de edad por los que fue investigado. 

Asimismo, en el acuerdo de conformidad se recoge que el autor confeso de los hechos deberá abandonar el municipio de Don Benito durante 12 años y mantenerse alejado de las víctimas durante los próximos cinco años sin tener ningún tipo de contacto con las mismas. Del mismo modo, deberá indemnizar a cada una de las víctimas con 6.000 euros y los costes judiciales. En el caso de que se produjera alguna vulneración de la orden de alejamiento por parte del encausado la autoridad judicial decretaría su ingreso inmediato en prisión. 

En el acuerdo entre las partes y la Fiscalía se establece que el varón, de 41 años de edad, deberá cumplir también seis años de libertad vigilada y no podrá acercarse a los lugares que frecuenten las víctimas. Tampoco podrá ejercer profesión alguna que conlleve contacto regular con menores durante un periodo de seis años. No obstante, la sentencia se dará a conocer la próxima semana. 

Desde 2015 y hasta 2019 el monitor aprovechaba los momentos en los que se preparaba material para las clases de natación en el almacén para realizar tocamientos sexuales a sus alumnas, llegándose a producir contacto de sus genitales con partes del cuerpo de las chicas. 

Compartir el artículo

stats