Ferran Adrià quiere ayudar a que los confinados por la crisis del coronavirus se alimenten adecuadamente y de forma económica y, a través de su cuenta de Twitter, ofrece a diario recetas sencillas y consejos para elaborar menús diarios basados en su libro La comida de la familia. Desde que cerró elBulli en el 2011 no se le ha visto cocinar ni tampoco lo hace ahora en esta iniciativa bajo la etiqueta #ComerBienAlimentaElAlma, pero, según asegura en uno de sus vídeos, está confinado en casa con su mujer y es «lógico» que sea él quien se ponga a los fogones. «Hacía muchos años que no cocinaba tanto», reconoce.

Con un coste por menú que no sobrepasa normalmente los cuatro euros, el chef, de 57 años, invita a cocinar sanfaina con bacalao al tiempo que propone un debate sobre qué es la tradición: «Podéis cambiar el ingrediente que queráis y añadir otros, porque el tomate y el pimiento vinieron de América».