"Quiero comunicaros a todos que mi relación con Antonio David Flores ha terminado esta noche" anunciaba por sorpresa Marta Riesco en sus redes sociales el pasado 19 de abril. Una ruptura en la que la reportera, sin entrar en detalles, señalaba directamente a Rocío Flores como la culpable: "Espero que estés feliz. Ya has conseguido lo que querías" sentenciaba minutos antes de confesar que le iba a "costar mucho tiempo asimilar" lo sucedido con su ya exnovio "en el peor momento de mi vida".

Antonio David se pronunciaba entre risas en su canal de YouTube días después, tras reconocer que no había sido "una semana un tanto complicada" para él. "Voy hablar de Marta? No lo sé. Depende si me encuentro con ganas, lo voy hacer" añadía, dejando en el aire si en algún momento contará su versión de los hechos.

El tertuliano también ha estado muy activo en su cabal para tratar la cancelación de Sálvame, programa en el que colaboró durante años y en el que, tras el estreno del documental de Rocío Carrasco, 'Rocío, contar la verdad para seguir viva', se convirtió en el blanco del odio de presentadores como Jorge Javier Vázquez y Carlota Corredera y de otros compañeros que hasta el momento habían sido sus compañeros de plató.

Además, su relación con Marta Riesco también fue fruto de numerosas críticas y burlas que se sucedieron en diferentes programas de la cadena. Los tres entraron en una lista de vetados pro Mediaset que en total está formada por Rocío Carrasco, Fidel Albiac, Antonio David, Rocío Flores, Kiko Rivera, Olga Moreno, Marta Riesco, Gloria Camila, José Fernando, José Ortega Cano, Rosa Benito, Rosario Mohedano.

Juicios pendientes

El juicio contra Rocío Carrasco por un presunto delito de abandono de familia, previsto para el 14 de junio, ha sido aplazado, según ha sabido CASO ABIERTO, canal de investigación y sucesos de Prensa Ibérica. El fiscal y la acusación particular -ejercida esta última por su hijo, David Flores- piden que sea condenada a un año de prisión y al pago de una multa de entre 15.000 y 19.000 euros. El abogado de Rocío Carrasco había solicitado el aplazamiento porque la celebración del juicio contra ella le coincidía con otras dos vistas en diferentes lugares de España. En una providencia dictada el 21 de abril, el juzgado admite ese argumento y aplaza el juicio contra Rocío Carrasco. La nueva fecha se señala para el 28 de junio a las nueve y media de la mañana, en la sala de vistas número 11 de los juzgados de lo Penal de Madrid.

Rocío Carrasco tiene pendiente otro juicio, esta vez como víctima y acusadora. El acusado es su exmarido, Antonio David Flores. Está previsto que ese juicio se celebre el 6 de julio. La Fiscalía pide para Antonio David Flores cuatro años de prisión por un delito de insolvencia punible. Rocío Carrasco le denunció por no pagar la pensión de sus dos hijos, que entonces eran menores de edad y vivían con la madre. Según la acusación, Antonio David no pagó y además habría realizado maniobras ilícitas para ocultar que sí tenía dinero para cumplir con su obligación. Ahora, su exmujer le reclama también una indemnización de 80.000 euros; 60.000 euros de la deuda por no pagar las pensiones a sus hijos, más otros 20.000 euros por "intereses, daños y gastos ocasionados".