Crucial cita del Deportivo Don Benito este domingo en Villarrubia. El técnico del conjunto calabazón, Juan García, manifiesta que a lo largo de la semana ha trabajado con sus jugadores especialmente el componente psicológico. «La tranquilidad y el valorar muchísimo todo el trabajo que nos ha traído hasta aquí y es lo que nos ha dado la opción de ir al último partido, fuera de casa para optar a lo máximo, conseguir la permanencia y buscar el ascenso a una liga en la que queremos estar».

El choque se disputará en un terreno de juego de césped artificial que puede condicionar mucho el encuentro. «Ellos están adaptados al campo. Tienen un gran bloque, un modelo de juego y están tocados porque necesitan los tres puntos para ir a la siguiente fase con mejores opciones. Es un equipo peligroso y tenemos que estar al cien por cien».

Según el preparador, el Don Benito afronta el choque «con mucha ilusión porque daría acceso a una segunda fase para luchar por un ascenso. El objetivo es ganar y con esa intención viajamos, nos enfrentamos a un rival herido y dolido de la última derrota».

Dice sobre el adversario que sabe que “van a apretar muchísimo, que va a ser un partido muy competido y que nosotros tenemos la responsabilidad y las ganas de sumar los tres puntos y creo que nos hemos ganado el poder depender de nosotros mismos».

Haciendo ya balance de lo que se lleva de temporada, Juan García recalca que «en 18 jornadas vamos a mejorar los números de temporadas anteriores y de la Historia del club en Segunda B, por lo tanto es muy positivo. Creo que el club y el equipo crecemos a diario».

«El formato de la competición te hace estar alerta por cada punto, importantísimo y ahora sabemos la importancia de puntos y de los goles. Me gusta personalmente el formato y lo estamos disfrutando», añade.

Sobre la influencia del resto de partidos en la clasificación del Don Benito, en especial el Badajoz-Melilla, Juan García confía en la profesionalidad de todos los equipos.