El festival de teatro Clásico de Cáceres, una de las fechas más consolidadas de la Cultura en la capital cacereña que resistió el pasado año, regresa a sus fechas habituales, el mes de junio, y desvelará este miércoles los montajes que formarán parte de la programación. Fue hace semanas cuando el consorcio ya avanzó su vuelta como cita previa al verano ya que la crisis sanitaria obligó a aplazar el pasado año su celebración a septiembre. Mantendrá con respecto a la edición de 2020 un formato reducido y adaptado a la crisis sanitarias con las restricciones marcadas por las autoridades.

Sí ha avanzado ya la organización en la última semana el cartel de la 32 edición. La imagen, que ha diseñado el creativo cacereño Javier Remedios, representa dos figuras en escenas teatrales de interior. Del mismo modo, anunció el consorcio que el propio Remedios ha sido el encargado de renovar la imagen corporativa del festival que lucirá a partir de ahora la cita.