LA LEY ESTABLECE UN MÁXIMO DE DOS AÑOS EN LA CÁRCEL SI NO HAY SENTENCIA FIRME

La abogada de los condenados por el caso Atrio tramita que salgan en libertad antes de agotar la prisión provisional

Priscila y Dumitru ingresaron en prisión en agosto de 2022. Fueron condenados por la Audiencia Provincial y el TSJEx aunque recurrida ante el Supremo

Sylvia Córdoba, abogada de los ya condenados por el caso Atrio.

Sylvia Córdoba, abogada de los ya condenados por el caso Atrio. / CARLA GRAW

Gema Guerra Benito

Gema Guerra Benito

«Esperamos que sea antes». En estos términos se pronunció este miércoles Sylvia Córdoba, abogada de los ya condenados por el caso Atrio, sobre su salida de prisión tras cumplir el máximo de dos años que establece la ley a falta de una sentencia firme. Priscila Lara Guevara y Constantin Dumitru fueron condenados en primera instancia por la Audiencia Provincial de Cáceres, una sentencia que fue ratificada por el Tribunal Superior de Justicia de Extremadura (TSJEx) meses más tarde.

La letrada recurrió este dictamen de nuevo ante el Tribunal Supremo, que delibera por el momento para determinar si dictamina a favor de los juzgados, que les condenaron a cuatro años de cárcel por el robo millonario de las botellas, o le da la razón a Córdoba que mantiene su línea de defensa en que no hay pruebas concluyentes para acusarles del robo que se cometió en octubre de 2021. 

Priscila y Dumitru ingresaron en prisión en agosto de 2022 a petición de la jueza de instrucción, que motivó su decisión en el elevado riesgo de fuga y en alto precio de los vinos, valorados primero en 1,5 millones de euros y finalmente, tras el juicio, en 750.000 euros.

Desde que entraron en la cárcel, Córdoba ha remitido peticiones para que ambos salieran de prisión hasta que hubiera una condena firme pero todas las solicitudes han sido denegadas en los tribunales. De nuevo y a la espera de que el Supremo haga público su dictamen, la abogada tramita su petición de libertad para que puedan salir antes de que agoten el máximo de prisión provisional, que concluye en agosto de 2024. 

Se da la circunstancia de que si en este periodo hasta 2024 se pronuncia el Supremo y ratifica la condena, el tiempo que llevan en prisión se les descontará de la condena. Por tanto, al cumplir la mitad de los cuatro años, podrán solicitar el tercer grado penitenciario. 

La abogada visitó el palacio de justicia de Cáceres esta semana pero no precisó cuál era el motivo concreto y si estaba relacionado con la causa del robo en Atrio. Sí concretó que la resolución del Supremo sobre su recurso es inminente