Protesta abolicionista en Cáceres

Un grito contra la prostitución: "Somos valientes, pero no heroínas"

Mujeres se manifiestan a título personal contra la explotación sexual frente a la Sala Pasaron en Cáceres

Exigen al gobierno central que se ponga en marcha la ley de la abolición de esta práctica

Colectivos alertan de plataformas como ‘Only fans’, que tientan a las jóvenes a obtener dinero fácil a cambio de vender su cuerpo

Grupo de mujeres abolicionistas protestan frente a la Sala Pasarón en Cáceres.

Grupo de mujeres abolicionistas protestan frente a la Sala Pasarón en Cáceres. / Carlos Gil

Tapaban su identidad con un pasamontañas, unidas para luchar contra la prostitución. Lo hacían en un lugar reconocido por los cacereños: la Sala Pasaron. No forman parte de un colectivo, pero sí de un sentir mayoritario de muchos, y por eso han organizado la campaña 'Señala al putero'. Frente al local de la avenida Juan Pablo II aseguraban: "Es una institución machista, patriarcal y racista que afecta a las mujeres y niñas más vulnerables", decía la portavoz, que prefería preservar su identidad, durante la protesta.

Imagen de la sala Pasarón, situado en la avenida  Juan Pablo II, 2, Cáceres.

Imagen de la sala Pasaron, situado en la avenida Juan Pablo II, 2, Cáceres. / Carlos Gil

¿Qué mensaje quieren transmitir portando un pasamontañas? "Lo hacemos para protegernos del negocio de mafias que mueve la prostitución. "Somos valientes, pero no heroínas", confesaban. Y es que la prostitución, lejos de desaparecer, parece normalizada. En este sentido recuerdan cómo influye en este contexto la Ley de Tercería Locativa, cuyo fin era el castigo penal a los propietarios de los locales que se lucran con la prostitución, pero que según este grupo feminista, "ha hecho posible que sitios como la Sala Pasaron pasen desapercibidos como hostal que retiene a mujeres haciéndoles pagar el alquiler de una habitación en donde están siendo explotadas".

Una de las mujeres abolicionistas respondiendo a los medios de comunicación.

Una de las mujeres abolicionistas respondiendo a los medios de comunicación. / Carlos Gil

"Pedimos a las administraciones que saquen la Ley de la abolición de la prostitución, que se proteja a las mujeres y a sus familias ante las mafias, que creen planes de recuperación integral, que exista la posibilidad de que esas mujeres encuentren trabajo y que de verdad empiece a ver una educación sexual en los colegios que permita que los hombres no vean a las mujeres como objetos alquilables", manifestaban.

En Extremadura, la situación es muy parecida a la del resto de España, en donde existen clubs de carreteras y pisos en los que se retienen a mujeres con el fin de prostituirlas. Cada ciudad extremeña tiene uno o dos negocios de este tipo que "proliferan cada vez más desde el covid", narraban las abolicionistas.

Grupo de mujeres abolicionistas protestanto frente a la Sala Pasarón en Cáceres.

Grupo de mujeres abolicionistas protestando frente a la Sala Pasaron en Cáceres. / Carlos Gil

Proxenetas y puteros detrás de la trata

¿Cuál es el perfil de la víctima de la trata? "Es el de una mujer necesitada económicamente, traumada por alguna razón o víctima de explotación sexual. Es decir, mujeres en situación de vulnerabilidad a las que engañan y explotan

Pero, ¿cuál es el perfil del putero? Según los estudios, hasta un 40% de los hombres españoles son consumidores de la prostitución, por lo que el perfil del putero puede ser cualquiera. ¿Y el del proxeneta? Lo narraba con precisión el corto de Mabel Lozano titulado 'El Proxeneta'. Contaba en primera persona la historia Miguel, "El Músico", dueño de infinidad de macroburdeles de España y sentenciado a 27 años de cárcel por traficar con lotes de mujeres de distintas procedencias.

Racismo en la prostitución

Vídeo | Protesta en Cáceres contra la prostitución

EL PERIÓDICO

Se estima que alrededor de 2.000 mujeres se dedican a la prostitución en Extremadura, pero estas cifras son consideraciones, ya que existe un secretismo en esta materia y podrían ser muchas más. De hecho, el año pasado fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado, no detectaron ningún caso de mujeres víctimas de trata, pero eso es lo que arrojan las cifras oficiales. "Esto no quiere decir que no las haya", asegura Flor Fondón, presidenta de la Asociación de Derechos Humanos de Extremadura (Adhex).

Para Fondón, es importante alertar a la juventud sobre el surgimiento de la plataforma 'Only Fans' que ha supuesto la normalización de subir fotografías que posteriormente serán utilizadas con fines sexuales, a cambio de dinero. "A raíz de la pandemia esta red social dio un subidón y muchas chicas e incluso famosas, promocionaron su presencia en esta plataforma como solución para ganar dinero de manera rápida", dice la presidenta.

"La prostitución es un sistema asequible para todos los bolsillos, pero el hombre que tenga más dinero va a accerder a las chicas más jóvenes, con mejores cuerpos, porque esto es un mercado así de duro", asegura. "Por ejemplo, las mujeres nigerianas son las más baratas por ser negras, ya que también existe un componente machista en esta práctica", añade.

Al proxeneta le interesan las mujeres de edades comprendidas entre los 18 y los 35 años. ¿Qué pasa con las mujeres que dejan de servirles? La respuesta de Fondón ante esta pregunta es dura. Y es que, según narra, estas mujeres "no tienen a dónde ir" y terminan trabajando para la red captando a otras chicas. Además, cuenta que "las mujeres que se encuentran en contexto de prostitución tienen más posibilidades de morir debido a las enfermedades que arrastran y a las adicciones que tienen", por lo que la esperanza de vida suele ser corta.

Ni izquierdas, ni derechas, nadie hace nada

Las organizaciones especializadas como Adhex, Malvaluna o Amcar ofrecen atención integrada, psicológica y legal, además de un sitio de acogida para las mujeres víctimas de la explotación sexual.

Actualmente, la prostitución sigue siendo una de las industrias que más dinero mueve en el mundo. Según la dirigente de Adhex, "si no se le pone solución, es por la cantidad de intereses económicos que hay detrás de ella". Y es que asociaciones como la suya, llevan años reclamando la abolición de la misma. "Llevamos años escuchando a los partidos de derechas y de izquierdas diciendo que van a abolirla, pero ninguno hace nada", lamenta.

El pasado septiembre, el Consejo de Europa instó a los gobiernos de los distintos estados europeos a frenar la prostitución, pero para Fondón, en España (considerado uno de los países más puteros de Europa) "se está tardando mucho en darle solución" a esta problemática que afecta a miles de mujeres de nuestro país.

En los últimos años, la tendencia de los proxenetas para ejercer la prostitución se está desplazando de los clubes nocturnos a los pisos, suponiendo una dificultad extra a la hora de identificarlos e inspeccionarlos. "No pueden hacer nada salvo que haya denuncias y lo autorice un juez", concluye la presidenta.