Nueva reválida para el Cacereño Femenino, que disputa su encuentro liguero este domingo en el campo del Rayo Vallecano (13.30 horas). El equipo de Ernesto Sánchez quiere volver a la senda del triunfo ante un rival que, sin firmar la liga que esperaba, sí es un equipo especialmente complicado en casa. Y además hay premio extra.

Los resultados de este sábado, con los empates del Deportivo (42 puntos tras el 1-1 en Córdoba) y el Osasuna (también 42 después del 0-0 en Albacete), hacen que el cuadro extremeño (40 puntos) tenga en su mano recuperar puesto de ascenso directo, ya que el filial del Barcelona, líder, no cuenta. El Granada (41 puntos) se ha metido de lleno en la pelea tras ganar al Athletic y ha rebasado al Cacereño provisionalmente. La igualdad es total arriba.

Las extremeñas sufrieron una decepción tras empatar en casa ante el Juan Grande, el colista. «Llegamos con ganas de revertir la situación. Seguimos viendo un equipo que entrena bien. Lo que mandan son los resultados. El cuerpo técnico estamos viendo las jugadoras con actitud, trabajando hasta la extenuación y eso son cuestiones que hacen que la victoria esté un poquito más cerca que la semana anterior», dice el técnico.

Sobre el oponente, analiza que «es un equipo que lleva ya bastante jornadas sin conocer la derrota. La plantilla se reforzó bien en el mercado de invierno. Le ha dado muchísimo potencial en el medio del campo y de saber estar y saber competir. Al final es un equipo plagado de jugadoras de mucho nivel que marcan mucha diferencia, que además ahora están rindiendo a muy bien y luchando por salir del descenso y eso si cabe las hacen mucho más peligrosas que en la primera vuelta».

El filial de Segunda Federación cae en Valencia (3-1)

El Cacereño Femenino Atlético no pudo puntuar en su visita a Valencia. El conjunto extremeño cayó por 3-1 en un encuentro en el que los goles levantinos del primer tiempo fueron un lastre grande para las jóvenes futbolistas que entrena Yaye. Marcó Sonia.