El Ayuntamiento de Mérida ha adjudicado a Jaime Ruiz Peña, propietario de una pyme, el contrato de servicios para la creación de una oficina técnica permanente en el marco del proyecto ‘Mérida destino peregrino’, que se ubicará en las instalaciones del Museo Abierto de Mérida (MAM).

Según se recoge en la plataforma de contratación estatal, el importe de adjudicación es de 39.999,99 euros (IVA incluido), por lo que se ha producido una rebaja en el presupuesto base de licitación, que fue de 57.998,66 euros. Cabe destacar que al concurso público solo se presentó una oferta y esta ha sido la que ha resultado elegida. El plazo de ejecución del contrato es de 27 de meses.

El proyecto ‘Mérida destino peregrino’ tiene como objetivo convertir la ciudad en uno de los principales destinos de peregrinación de la península ibérica, que deberá culminar con la celebración de un año santo eulaliense en el 2023 y la consolidación del Via Martyrum Eulaliense.

La iniciativa se enmarca en la Estrategia de Desarrollo Urbano Sostenible e Integrado (Edusi), financiada en un 80% con los fondos Feder y el 20% restante por el consistorio. La oficina contará con los medios necesarios para atender cualquier tipo de consulta y la empresa ofrecerá los servicios de consultoría y comunicación.