+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Extremadura:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

PREMIO FOtOGRÁFICO

Una foto de Monfragüe, seleccionada por National Geographic como una de las mejores de 2019

La autora es la fotógrafa naturalista mexicana Tamara Blázquez Haik . Su trabajo ‘Tender Eyes’ muestra en vuelo un buitre en el parque nacional extremeño. Ha ganado en la modalidad ‘Nature’

 

Foto de Tamara Blázquez Haik de un buitre en Monfragüe. - 2019 National Geographic Travel Photo Contest

Tamara Blázquez Haik en una imagen de su página web. - Tamara Blázquez Haik.

REDACCIÓN
09/11/2019

Una instantánea de un buitre en pleno vuelo del Parque Nacional de Monfragüe ha sido seleccionada por National Geographic como una de las mejores del concurso de fotografía National Geographic Travel Photographer of the Year en su última edición de 2019. Se trata de un trabajo de la fotógrafa de naturaleza mexicana Tamara Blázquez Haik por cuyo galardón ha obtenido un premio de 2.500 dólares en la modalidad de ‘Nature'. Se trata del certamen de fotografía de naturaleza más prestigioso entre profesionales de la fotografía.

Según explica la autora, esta imagen fue posible gracias a la coincidencia de distintos factores. Tamara Blázquez Haik recuerda en su web cómo el año pasado fue invitada como ponente en el congreso UNcommon Worlds, organizado por la Finnish Society of Human-Animal Studies en Turku Finlandia durante los primeros días de agosto. Ya que iba a estar viajando muy lejos de su casa en México, decidió pasar más días de lo previsto en Europa. y Así, buscando parques nacionales que visitar en Europa, encontró la página web del Parque Nacional de Monfragüe en España, "que también es administrada por fotógrafos" y fueron muy amables en alojarla a cambio de fotos para las redes del parque y así promoverlo y ayudar a su conservación. Aceptó el ofrecimiento y pudo quedarse en Extremadura casi dos semanas y así visitar el parque con más frecuencia y deleitarse con su fauna y sus maravillas. “Todo esto pasó sin siquiera planearlo, supongo todo pasa por una razón”, señala Tamara Blázquez Haik en un escrito difundido por redes sociales.

“Como era verano, el clima de España es realmente cálido y más en Extremadura. Para colmo, había una ola de calor por todo el continente, así que visitar Monfragüe a mitad del día no era una opción debido al intenso calor. El 17 de agosto, decidimos ir al parque entrada la tarde. Como allá oscurece alrededor de las 9 ó 10 pm teníamos bastante tiempo para disfrutar del atardecer sin tanto calor. Subimos hasta la cima de un castillo medieval en ruinas que es la parte más alta del parque y desde donde se pueden ver a los buitres volando muy cerca de uno. Solo quedaba esperar el momento para la toma perfecta”, relata la autora.

Así, cuando el sol comenzaba a ocultarse “llegó un punto donde se encontraba justo detrás de mí, brillando con una hermosa luz dorada y los buitres estaban volando, buscando donde percharse para pasar la noche. Como estábamos en un lugar muy alto, los buitres volaban justo a nuestro mismo nivel, es decir, ¡justo en frente de nosotros! Me sentía como una niña pequeña: emocionada, maravillada y honrada de poder disfrutar tan hermosa vista. ¡La verdad no podría haber pedido una mejor manera de observar a estos Reyes de los cielos volando justo frente a mí y con una luz tan perfecta!”, afirma emocionada.

Y añade: “Las condiciones de luz eran perfectas: con el sol detrás de mi, brillando con luz dorada, el buitre justo en frente de la cámara, empapado en esos rayos dorados, iluminado a la perfección. Pude disparar con ISO 100, logrando no solo un hermoso y emotivo retrato, sino también, hablando técnicamente, con una calidad de imagen perfecta. Y además obtuve el recuerdo de un magnifico momento”.

La autora hace constar que los buitres están siendo asesinados y envenenados, al igual que muchos otros animales, sin mencionar el planeta entero. "Pronto, si no hacemos nada al respecto, momentos como este serán solo recuerdos", afirma. Según concluye, “espero que esta fotografía que muestra la verdadera naturaleza de los buitres, nobleza y ternura, pueda ayudar a cambiar el paradigma de esta y muchas otras especies incomprendidas, y que la gente se sienta lo suficientemente inspirada para ayudar de la mejor manera posible”.