+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Extremadura:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

trujillo // CONVENIO ENTRE EL AYUNTAMIENTO Y LA UNIVERSIDAD DE LIMA

Abre en Trujillo el primer centro formativo de Europa en enseñar cocina peruana

El chef peruano Martín Cárdenas hizo cocina en vivo de platos andinos

 

Participantes en la firma del convenio y el ‘showcooking’, en el Parador Nacional de Trujillo. - EL PERIÓDICO

El centro de innovación gastronómica i-Gastrolab de Trujillo será la primera escuela culinaria de Europa en impartir titulaciones oficiales de gastronomía peruana, tras el acuerdo suscrito entre el alcalde de la ciudad, Alberto Casero, y el presidente de la Universidad de San Ignacio de Loyola de Lima, Raúl Díez Canseco. La firma ha tenido lugar en el Parador Nacional de Turismo de Trujillo, en el transcurso de un evento en el que el afamado chef peruano Martín Cárdenas hizo una demostración en vivo de cocina de su país, tras lo cual se sirvió un aperitivo con algunos de los platos más representativos de la gastronomía andina.

Según el protocolo firmado, ambas partes se comprometen a desarrollar actividades relacionadas principalmente con la formación en cocina peruana a cargo de la Universidad de San Ignacio de Loyola de Lima (USIL), lo cual implicará intercambios de estudiantes y docentes entre ambas instituciones, además de otras acciones.

Con esta iniciativa el Ayuntamiento de Trujillo da un paso decisivo en su estrategia para colocar a la localidad como uno de los referentes de España en materia de gastronomía y turismo gastrocultural. Durante su intervención, el alcalde destacó que la globalización hace que se busque lo auténtico y la esencia de lo que cada país puede dar, de ahí que Trujillo, que recibe anualmente medio millón de turistas, vea «como una oportunidad importante en materia de turismo apostar por la gastronomía como un elemento más diferenciador de su oferta». El centro, dijo, será puntero en innovación, desarrollo y creatividad, y servirá para formar a las personas que se dediquen a este ámbito «para lo que hemos buscamos como elemento diferenciador darle una marca diferente apoyándonos en la universidad limeña». Por otro lado, Raúl Díez agradeció a España su ayuda en «descubrir, enriquecer y posicionar» la gastronomía peruana, que está entre las cinco mejores del mundo, gracias al descubrimiento de América.

A partir del acuerdo con dicha universidad, Trujillo pretende convertirse en una embajada gastronómica y cultural permanente de Perú en Europa. De este modo, servirá de plataforma desde la cual los profesionales y empresarios peruanos podrán ofrecer sus conocimientos en las mejores condiciones para que tengan el mayor éxito posible en España y países del entorno.

MÁS QUE UNA ESCUELA/ Según el convenio suscrito, el carácter vanguardista de la cocina peruana, pero al mismo tiempo apegada a las tradiciones más ancestrales, encaja «a la perfección» en el proyecto de i-Gastrolab. El mismo pretende ir más allá de una mera escuela de hostelería para abrir a sus profesores y alumnos todas las posibilidades que el mestizaje y la experimentación ofrecen.