un millón de puntos de luz iluminan la ciudad hasta reyes

Cáceres enciende una Navidad bajo el paraguas

La lluvia obliga a suspender el musical en la plaza, la novedad prevista este año. La ciudad monumental retoma protagonismo con la vuelta de la pista de hielo y un gran tobogán en el Foro de los Balbos

Cáceres enciende la Navidad

JORGE VALIENTE

Gema Guerra Benito

Gema Guerra Benito

El encendido navideño abre unas fiestas en Cáceres en las que la plaza Mayor cobra especial protagonismo. La almendra monumental se convierte este año en eje de una agenda que reparte actividades en los barrios hasta el día de Reyes. El alumbrado no contaba en esta ocasión con grandes novedades, la misma empresa mantiene la concesión hasta esta navidad, por lo que la ciudad repartió casi un millón de puntos de luz y por cuarto año consecutivo, encumbra la decoración la estrella en lugar del tradicional árbol. 

Cierto es que la emblemática pieza ha cambiado de ubicación de las escaleras al arco de la Estrella a las escaleras del ayuntamiento, ya que el espacio está reservado a la pista de hielo, que ha vuelto a instalarse después de tres años sin hacerlo por quejas de los vecinos. Un gran tobogán de hielo en el Foro de los Balbos y un mercado de comida son las novedades que completan el itinerario. 

Así, en un marco de dimensiones reducidas por la acumulación de atracciones y terrazas, los cacereños presenciaron este martes el arranque oficial de las fiestas con la lluvia como invitada de última hora. En la ceremonia de encendido estuvieron presentes los miembros de la corporación municipal con el alcalde Rafael Mateos al frente, todos ataviados con jerseys navideños. Horas antes, las miradas estaban puestas en el cielo por los chubascos previstos para la tarde que finalmente llegaron a materializarse aunque por fortuna de forma contenida. Este año, como novedad, los actos centrales como el alumbrado y la cabalgata de Reyes Magos adelantaron el reloj para adaptarse a los horarios de los más pequeños. 

Puntual, a las 19.30 horas y ante un escenario atestado de paraguas, la capital se iluminó coincidiendo con el arranque del puente de la Constitución. Contrasta esta fecha con la de años anteriores en las que el alumbrado se encendió la última semana de noviembre coincidiendo con el Black Friday --este fin de semana sí se abrió la pista de hielo--. Sobre este asunto, el propio alcalde se pronunció esta semana y alegó que la fecha elegida es adecuada porque ejerce de prólogo al calendario de actividades. 

En cualquier caso, los cacereños no solo peregrinaron a la plaza para ser testigos del arranque navideño sino porque en esta ocasión, la ceremonia estaba acompañada de otro atractivo, un musical de ‘La bella y la bestia’, el sustituto a la tradicional actuación de la Banda Municipal de Cáceres, que reaccionó con críticas a su ausencia. No hubo ni una cosa ni la otra porque la lluvia de las horas previas inundó un escenario que no estaba cubierto. El elenco salió a saludar a los asistentes. Por otra parte, la banda municipal tiene programada una función navideña en la sala Clavellinas el 20 de diciembre a favor del Banco de Alimentos. Avanzó Mateos que esta no sería la única fecha pero no precisó las siguientes. 

En total, en la ciudad se repartirán hasta principios de enero 900.000 puntos de luz led, distribuidos en 175 arcos navideños, 5 unidades de decoraciones 3D en rotondas, y este año también en la plaza de San Juan, y 12 textos luminosos Feliz Navidad en los barrios. 

Aparte de la agenda que se concentra en el entorno histórico, Cánovas concentra otro de los atractivos de la programación, el mercado navideño que en años anteriores se ha ubicado en la plaza en los años de la pandemia pero que ha regresado a su ubicación original, tal y como estipula la ordenanza. Fue madrugador el recinto en su encendido porque desde primera hora de la tarde el paseo ya lucía iluminado el paseo. En los expositores, desde bisutería y pequeños regalos hasta un estand del equipo de fútbol del Cacereño o un puesto de churros. También en el tramo del parque Gloria Fuertes se ha dispuesto un trineo con renos, una noria y una atracción de coches. 

Ya inmersa en pleno calendario de adviento, Cáceres anticipa la llegada de los Reyes Magos, que como novedad desde la pandemia no llegarán en globo. Lo harán a pie y serán recibidos el 3 de enero en Santa María y recogerán las cartas en Cánovas un día después.