Baloncesto. LEB Oro

El Cáceres le preguntará a Blanco si se ve con fuerzas para continuar

El club se reunirá este lunes con el técnico, que en principio no será destituido esta semana

Roberto Blanco, durante un partido en el Multiusos.

Roberto Blanco, durante un partido en el Multiusos. / CARLOS GIL

Roberto Blanco sigue siendo entrenador del Cáceres Patrimonio de la Humanidad, al menos por ahora, y todo hace indicar que, salvo giro en los acontecimientos --nada es descartable--, continuará en su puesto para el choque que su equipo disputará el próximo viernes ante el UEMC Real Valladolid Baloncesto (20.45 horas). Este lunes se producirá una reunión clave entre el técnico y al menos un miembro destacado de la junta directiva en la que se le preguntará si se ve con fuerzas para continuar. 

Y la respuesta de Blanco muy probablemente será que sí, que la racha de derrotas quedará atrás perseverando en el trabajo que está realizando con la plantilla. Es posible además que haya algún refuerzo, sobre todo ahora que se ha acumulado un nuevo lesionado: el ala-pívot Juanjo Santana. Sufrió una dura caída en el choque del sábado ante el Cantabria y sufre probablemente una rotura fibrilar. El 95-75 de Torrelavega ha sido el último episodio desgraciado de un Cáceres que se hunde con enorme facilidad en momentos determinados de los partidos. La propia crónica de la web oficial del club señala que el equipo hizo «concesiones» que permitieron«canastas fáciles y tiros exteriores cómodos».

Aunque en las últimas horas las especulaciones sobre la posible destitución del técnico placentino se han disparado, el club está optando por la prudencia o, como mínimo, por la discreción. Se entiende que las reiteradas bajas han afectado al equipo, estimándose también que hay varios jugadores que están ofreciendo un rendimiento menor de lo esperado. Si la disponibilidad económica de la entidad fuese mejor ya habrían llegado refuerzos porque el análisis es que hay varias vías de agua en la plantilla.

EN ZONA DE DESCENSO

El club estima que el trabajo de Roberto Blanco podría estar siendo mejor, pero también que merece una dosis extra de confianza debido a su historial de los últimos años en el banquillo verdinegro, del que se hizo cargo mediada la temporada 2018-19. Pero la principal clave radica en cómo se siente él y cuál es su grado de determinación ante los problemas que está teniendo que encarar en las últimas semanas. 

Tampoco la situación en la tabla es desesperada, pese a las cinco derrotas consecutivas. Sí que se ha bajado a la zona de descenso, ocupando el penúltimo puesto con un balance de 3-9 , el mismo que Betis y Menorca, justo por encima del Clavijo (2-10). Andaluces y baleares serán los dos siguientes rivales del Cáceres después de medirse al Valladolid este viernes.

PRECEDENTES

Desde que el Cáceres se refundó en 2007 para competir en LEB Plata ha sido muy reacio a cambiar de entrenador iniciada la campaña. Sí lo hizo en aquella temporada fundacional, cuando ‘Piti’ Hurtado, que entonces ejercía como director deportivo, sustituyó a Fede Pozuelo en la duodécima jornada. Dos años después, el propio Hurtado puso su cargo a disposición de la directiva tras una derrota en Menorca y la respuesta fue darle su puesto a Gustavo Aranzana. Desde entonces, solamente se ha producido el reseñado movimiento en enero de 2019 de Roberto Blanco, hasta entonces ayudante, en el lugar de Ñete Bohigas, justo cuando terminaba la primera vuelta y el balance era de 5 victorias y 12 derrotas.

En la LEB Oro 2023-24 ya se ha producido una destitución: la de Javier Carrasco en el Betis Baloncesto, siendo su sustituto Bruno Savignani.