+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Extremadura:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 
 

El gobierno esquiva el ‘no’ de la oposición a la reforma del museo

Un informe de Secretaría General advirtiendo de las consecuencias de votar en contra hace que Cs, PSOE y Podemos se abstengan. La transformación de la Casa Mirón, sede del museo local, aún no se ha iniciado, pese a que desde 2016 se presupuesta

 

Momento en el que los concejales de los tres grupos de la oposición se abstienen - F. VILLEGAS

JOSÉ LUIS BERMEJO caceres@extremadura.elperiodico.com CÁCERES
01/02/2019

El gobierno local (PP) esquivó ayer una derrota en el pleno de la corporación local tras advertir la Secretaría General del ayuntamiento de las consecuencias que tendría no aprobar una dotación de 106.364 euros para la reforma del museo municipal, que está en la Casa Mirón, en la plaza de Publio Hurtado. Al pleno celebrado ayer se llevaron las primeras modificaciones y ampliaciones de crédito en los presupuestos del ayuntamiento, que en 2019 se financia con las cuentas prorrogadas de 2018 al tumbar los tres grupos políticos de la oposición (PSOE, Cs y Podemos) el proyecto de presupuesto que el gobierno local presentó para este año.

Cuando el pasado lunes se dictaminaron en la comisión de Economía los primeros expedientes de modificación del presupuesto ya se sabía que no se aceptaría por la oposición que se habilitase una partida para subvencionar los festejos taurinos, pero sorprendió que tampoco se respaldase el crédito para la reforma del museo municipal. Tanto en el pleno como en la comisión informativa, los tres partidos de la oposición tienen mayoría.

La reforma del museo municipal es un proyecto que por un motivo u otro se ha ido retrasando en esta legislatura. En 2016 la obra saltó del presupuesto tras aceptarse por el gobierno las enmiendas presentadas por el PSOE, en una de ellas se proponía la eliminación de los 60.000 euros que en el anexo de inversiones se destinaban al museo y que se vinculasen a la red de bibliotecas de barrio y salas de estudio. En los presupuestos de 2017 se incluyó una partida de 50.000 euros, que en las cuentas de 2018 subió hasta los 100.000 euros, un gasto que no se ejecutó el año pasado.

La resolución con el acuerdo de adjudicación del contrato a la empresa Padilla y Zazo para la reforma del museo se firmó el 26 de diciembre y en la misma se establecía un plazo máximo de quince días para su formalización. Los 100.000 euros presupuestados en 2018 no se ejecutaron en su año, además el contrato no se ha formalizado hasta el pasado mes de enero y aún no se han presentado las primeras certificaciones de obra para proceder a su pago.

Al tratarse de una obligación debidamente adquirida por el ayuntamiento y al haberse cerrado 2018 sin efectuarse el gasto, la Intervención del ayuntamiento elaboró un expediente de suplemento de crédito para incorporar al presupuesto de 2019 una partida de 106.364 euros, cantidad que se corresponde con el contrato adjudicado a Padilla y Zazo. Intervención planteaba para la financiación de esta cantidad, y la de otras dos partidas, reducir las asignaciones para la amortización de operaciones de crédito y la aportación del ayuntamiento al servicio de bomberos, ya que la cantidad incluida en el presupuesto prorrogado de 2018 es inferior a las necesidades de 2019.

INFORME / En la comisión informativa de Economía que se celebró el lunes, los tres partidos de la oposición votaron en contra del expediente de suplemento de crédito para el museo. Pero ese mismo día el secretario general del ayuntamiento, Juan Miguel González, advirtió en la junta de portavoces de las consecuencias legales que tendría no aprobar este expediente, entre ellas el tener que indemnizar no solo a Padilla y Zazo, sino también al técnico al que se había adjudicado el servicio de asistencia técnica en la dirección de la obra.

El grupo municipal de CACeresTú (Podemos) pidió por escrito las consideraciones que había hecho el secretario general del ayuntamiento. En su informe por escrito también se avisaba que la no aprobación del expediente para dotar de crédito la reforma sería «un acto nulo al viciar de nulidad sobrevenida un contrato válidamente celebrado».

Este informe provocó que los tres grupos de la oposición variasen su voto del ‘no’ de la comisión del lunes a la abstención de ayer y con ello se permitió la aprobación, con los votos a favor de los concejales del PP, de habilitar en los presupuestos de 2019 una partida de 106.364 euros para la reforma del museo.

Pero la abstención no libró al gobierno local de la crítica de la oposición por el proyecto de reforma del museo municipal. Tanto los portavoces de Podemos, Consuelo López, como del PSOE, Luis Salaya, cuestionaron la falta de información que se ha dado por el gobierno sobre los planes que tiene para la Casa Mirón.

DEBATE / «No estamos en contra de invertir en el museo, sino en la forma que tienen de gobernar, el concejal de Cultura tuvo que poner el proyecto sobre la mesa», aseguró López en el primer turno de intervención. Salaya centró su crítica en que la intención del gobierno es «cargarse un museo por el que nunca ha apostado». Además los dos cuestionaron que por parte del gobierno se hayan mantenido contactos con el Ateneo para instalarse en la Casa Mirón sin haber informado antes a la oposición, «el museo queda sin espacio y sin posibilidad de ser un museo mejor que lo que es», añadio Salaya.

«No es un proyecto atado y bien atado ni está hecho a espaldas de nadie porque en la Concejalía de Cultura no se ha ocultado información a nadie», replicó el titular de Cultura, Laureano León, en su turno, insistiendo en que el fin del proyecto es «transformar un museo que no tenía sentido como tal en un espacio vivo y con contenido y sostenible desde el punto de vista económico, creativo y participativo».

En su intervención, López cuestionó «la forma de gobernar de hechos consumados» del gobierno local. En su segundo turno, Salaya expresó su preocupación por la continuidad del museo y pidió garantías para que «en ningún momento deje de haber un museo municipal». En su segunda réplica, León insistió en que el museo municipal no era tal, sino que era conocido como «el museo de los cacharritos», reiterando que el proyecto que se tiene es que se transforme en un «espacio público, vivo y activo».

El grupo municipal de Ciudadano no intervino en el debate en el pleno. Ciudadanos respaldó con su voto los presupuestos del ayuntamiento de 2017 y 2018, en los que ya se incluían partidas para la reforma del museo municipal. En la comisión de Economía votó en contra de la modificación del presupuesto para incluir en 2019 una partida de 106.364 euros. Ayer, al igual que el resto de partidos de la oposición, se abstuvo.