+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Extremadura:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 
 

AUTOMOVILISMO PRESENTACION DEL F138 DE ESTA TEMPORADA

Ferrari desvela su nuevo coche, una apuesta por la continuidad

El nuevo bólido italiano es una versión mejorada del 2012

 

Fernando Alonso posa ayer, en Maranello, con el nuevo coche. - Foto:AFP

MIGUEL MARTINEZ
02/02/2013

Apenas se vieron novedades en el nuevo Lotus, tampoco en el McLaren presentado el jueves, y mucho menos en el Ferrari del 2013, bautizado como F138 y desvelado ayer en la fábrica de Maranello. "Es más una evolución que una revolución", dijo el director técnico Pat Fry. El reglamento apenas ha cambiado y, por lo tanto, todos los coches son una continuación de los modelos del 2012. ¿Todos? Habrá que esperar a ver qué ha hecho el mago Adrian Newey con el Red Bull. La impaciencia se alargará hasta el jueves.

Simone Resta, el director de diseño del F138, defiende que es "un proyecto nuevo, aunque se ha desarrollado con la continuidad de las reglas. Los grandes cambios están en la suspensión delantera, con la mejora del diseño, y en una completamente nueva suspensión trasera. Se ha tratado de mejorar la aerodinámica y el diseño de los escapes es completamente nuevo", comenta el italiano. Ferrari mantiene la arriesgada suspensión inversa (pull road) en el tren trasero y delantero, una solución copiada este año por McLaren.

DIRECCIONAR EL AIRE Se trata de modular el flujo de aire desde la parte delantera y conducirlo hacia la parte trasera, donde la redirección de los gases de escape hacia el difusor sigue siendo el principal arma para crear dawnforce extra.

Al igual que el MP4/28 de McLaren, el F138 acaba la parte trasera de forma más brusca que en el 2012 para acentuar el efecto coanda de los escapes. El objetivo es crear vórtices (pequeños tornados) alrededor del coche para sellar el flujo de aire y direccionarlo allí donde se necesita.

El otro gran cambio está en el morro. Ferrari prescinde del escalón y retoma un morro alto y casi constante muy similar al de McLaren y diferente al de Lotus. "El coche no puede ser muy diferente al del año pasado porque las reglas son prácticamente las mismas", explicó Fernando Alonso, el encargado de retirar la sábana que ocultaba el arma con el quiere luchar por el título.

"Este año será difícil ver siete ganadores diferentes en las siete primeras carreras, como en el 2012. Creo que solo habrá dos o tres equipos en disposición de ganar en condiciones normales", vaticinó el asturiano. Como desvela el diseñador Nikolas Tombazis, el español agrega: "Empezamos un poco tarde el proyecto del 2013, así que tenemos muchas novedades para introducir durante las próximas tres semanas".