+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Extremadura:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 
 

FUTBOL POLEMICA POR EL PARTIDO DE IDA DE LA SUPERCOPA

Recurso desestimado

No prospera la reclamación presentada por el Espanyol por alineación indebida de Puyol y Xavi.  

Carles Puyol, en el suelo durante el encuentro del jueves en Barcelona. - Foto:FERRAN NADEU

AGENCIAS deportesextremadura.elperiodico.comAGENCIAS deportesextremadura.elperiodico.com 19/08/2006

El Comité de Competición de la Real Federación Española de Fútbol desestimó ayer la impugnación por parte del Espanyol del encuentro de ida de la Supercopa ante el Barcelona por alineación indebida de Carles Puyol y Xavi Hernández, por lo que se mantiene el resultado de 0-1 a favor del equipo azulgrana.

"Hemos desestimado la petición del Espanyol en el sentido de que diera por perdido el partido al Barcelona. Para dictar esta resolución nos hemos basado en un caso idéntico, el del jugador australiano Aloisi, que estuvo alineado con el Osasuna en un partido importante contra el Mallorca", afirmó Alfredo Florez, presidente del Comité de Competición.

"Entonces --continuó--, en aquella ocasión, se dictó una resolución que confirmó el Comité Español de Disciplina Deportiva (CEDD), diciendo que si un jugador ha sido desconvocado no son de aplicación estas normas".

"En esta caso, la Federación Española nos informa y nos certifica que estos jugadores (Puyol y Xavi) estaban desconvocados y entonces no son de aplicación las sanciones que se contemplan en el artículo 104 de los estatutos", añadió.

MOTIVACIONES Florez explicó que no había sido una decisión difícil para el Comité de Competición: "Como teníamos una resolución prácticamente idéntica (en el caso de Aloisi en el Osasuna-Mallorca) hemos intentado ser consecuentes y seguir la línea que marca el CEDD".

El Espanyol envió ayer su denuncia por alineación indebida de Puyol y Xavi al Comité de Competición para pedir que diera el partido perdido al Barcelona. En la noche del jueves, Pedro Tomás, director general ejecutivo del club blanquiazul, señaló que ambos eran "jugadores convocados por su selección y que no pueden jugar con ella debido a lesiones justificadas por un médico, por lo que tampoco pueden jugar con su equipo en los cinco días siguientes a la disputa de los partidos internacionales", en este caso el pasado martes ante Islandia. El Espanyol, que además envió un escrito de queja antes del partido, consideraba en que se había vulnerado el reglamento de la FIFA, que en el artículo 5 del anexo 1 del Estatuto y la Transferencia de Jugadores de la FIFA, aborda este asunto: "Un jugador convocado por su asociación para una de sus selecciones representativas no tiene derecho, a menos que la asociación en cuestión acuerde lo contrario, a jugar para el club al que pertenece durante el periodo que dure o debiera durar su liberación, conforme a las disposiciones del presente anexo".

LA VERSION DE PUYOL El capitán del Barcelona cree que el Espanyol sólo quiere desviar la atención de la derrota encajada sobre el campo. Explicó que tanto él como su compañero Xavi, los dos jugadores que habrían incurrido en alineación indebida según la versión españolista, están "muy tranquilos".

"Nosotros estamos tranquilos, fuimos a la selección, nos vio el doctor y el entrenador, hice tratamiento incluso con un fisioterapeuta durante más de dos horas y nos dijeron que volviésemos a casa, siguiésemos con la recuperación, así lo hicimos, llegó el partido y estábamos para jugar. Y nada más", detalló.

"Tengo la conciencia muy tranquila, porque siempre he demostrado mi compromiso con España y quien me conoce sabe que siempre quiero jugar y entrenarme", añadió Puyol.