+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Extremadura:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

REPORTAJE

Jamones ibéricos a 1.000 euros

Los cerdos se han criado durante dos años comiendo exclusivamente productos de la dehesa extremeña Pertenecen a una serie limitada, Alba Quercus, de 80 piezas.

 

Proceso Un secadero de jamones en Arroyo de la Luz. - Foto:FRANCIS VILLEGAS

REDACCION regionextremadura.elperiodico.comREDACCION regionextremadura.elperiodico.com 24/07/2006

Un auténtico lujo para el paladar. El pata negra más caro del mundo. Una carne con poca fibra, con un olor que recuerda a las bellotas y a la dehesa extremeña, con una grasa de color rojizo, en definitiva un sabor excepcional. Estas son algunas de las características de los jamones de edición limitada que una empresa extremeña, Carnicas Maldonado, ha puesto a la venta por el módico precio de mil euros la unidad.

Y es que, no podía costar menos una pieza extremeña tratada durante varios años para conseguir un producto de gran calidad, tanta que está a la altura del caviar iraní o el champán francés.

La idea de crear este tipo de producto fue del gerente y copropietario de la empresa Carnicas Maldonado, Manuel Maldonado, cuando en 2004 "disponíamos de 40 cerdos en casi 6.000 hectáreas de encinar", afirma a EP el responsable.

Durante dos años los cerdos sólo se alimentaron de bellotas y productos de la dehesa, como "a la antigua usanza". Más tarde llegó el procedimiento artesano de crear el producto, "vigilamos el proceso de curación", según Maldonado, y de ahí resultó esta pieza única y exclusiva, que han puesto a la venta en una edición limitada, Alba Quercus, que cuenta con sólo 80 jamones de seis kilogramos más o menos, cada uno."Pensamos que puede ser la referencia más fiel de lo que puede ser un jamón ibérico puro de bellota", asegura el creador y empresario

Por el momento, el producto está resultando todo un éxito, les han solicitado piezas de casi toda España " desde País Vasco, Cataluña, Madrid, Andalucía, Canarias, Extremadura, hay un poco de todo", comentó Maldonado, que ya está pensando en en seguir trabajando para obtener productos similares, a pesar del trabajo y la especial dedicación que conlleva.

Si es caro o no pagar mil euros por un jamón depende del bolsillo de cada uno, pero es cierto que "este no es un producto normal, sino algo excepcional, de calidad, único, que necesita unas condiciones muy concretas y específicas, un clima determinado y sobre todo un entorno concreto, la dehesa", afirma Maldonado.