+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Extremadura:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
 
   
 
 

SARAO SIN RESTRICCIÓN

Las ilegales fiestas clandestinas de Jacobo Ostos en el chalet de sus padres

El empresario y Dj estaría cobrando 1.000 euros por una mesa para seis personas en el sótano de la vivienda

 

Jacobo Ostos, en ’Supervivientes’. -

EL PERIÓDICO
13/11/2020

En tiempos de restricciones y limitaciones siempre hay quien ve en ellas la oportunidad de enriquecerse. Esto es lo que parece que estaría haciendo, y muy bien por cierto, Jacobo Ostos.

Según el "El programa de Ana Rosa" el hijo del torero Jaime Ostos y de la médica Mari Ángeles Grajal estaría organizando fiestas ilegales en el sótano del chalet familiar en el municipio de Villaviciosa de Odón, por las que se estaría embolsando una gran cantidad de dinero.

Como si se tratara de un garito clandestino en plena Ley Seca estadounidense, el empresario, concursante, instagramer y Dj habría habilitado el sótano de casa de sus padres para celebrar fiestas de jueves a domingo, hasta altas horas de la madrugada. Afectada su actividad profesional de Dj por la limitaciones impuestas por el toque de queda, con esta iniciativa Ostos se habría reinventado en empresario clandestino del ocio nocturno.

Mil euros por mesa

Según el programa, Ostos se embolsaría por cada una de ellas cerca de 10.000 euros, cobrando una cantidad de mil euros por una mesa para seis personas, con precio especial para las chicas. Con un ventilador de pie como toda ventilación, en el subterráneo espacio no faltaría ni la abundancia de bebidas alcóholicas ni la sonora actuación de un Dj para amenizar la velada. Algunas fuentes aseguran de que la madre de Jacobo estaría durmiendo en la planta superior de la vivienda ajena al jolgorio.

No ha transcendido si la puerta de acceso al sótano tiene mirilla y si para poder acceder a la fiesta es necesaria una contraseña, pero al parecer en cada sarao habría una media de 30 personas que, además de incumplir el toque de queda y las restricciones sociales, por supuesto tampoco respetarían la distancia de seguridad ni llevarían mascarilla.

Se desconoce la identidad de los asiduos a las fiestas de Ostos, se especula que se trata de adinerados jóvenes de la jet set madrileña, pero en las redes sociales ya se han filtrado algunas imágenes de las animadas fiestas.

Algunos vecinos molestos por el ruido y por la aglomeración de vehículos han llamado en varias ocasiones a la Guardia Civil, que se ha presentado a la puertas del chalet, pero sin conseguir que Jacobo Ostos les atendiera y les permitiera la entrada.

Por el momento, ni el Dj, que fue noticia hace unas semanas por abrir una cuenta en la aplicación Only Fans (donde se comparte contenido exclusivo para suscriptores, normalmente de uerte carácter erótico), ni sus padres se han pronunciado sobre estas supuestas fiestas ilegales por las que el joven se habría embolsado, en dos meses, más de 300.000 euros.