+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Extremadura:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

AGREAL

Afectadas por un fármaco para la menopausia denuncian a Sanidad

Agreal, ya retirado, se recetó durante más de dos décadas para los sofocos y las demandantes denuncian graves efectos secundarios

 

Imagen de archivo de una manifestación de la Asociación Enfermas del Agreal. - / ASOCIACIÓN DE ENFERMAS DEL AGREAL

EL PERIÓDICO
17/01/2018

Las afectadas por los efectos adversos de Agreal, un fármaco que se recetaba para los sofocos de la menopausia y que fue retirado del mercado en el 2005, han presentado una denuncia ante el Ministerio de Sanidad por vulneración de derechos fundamentales (integridad física y moral).

Es la primera vez que las dos asociaciones -Agreal Luchadoras y Enfermas del Agreal en España- se unen para litigar contra el Ministerio, que dispone de 20 días (contados desde el pasado día 10 que se presentó la denuncia) para contestar, según ha informado a Efe el abogado de las afectadas, Francisco Villanueva.

Si pasado ese plazo no hay respuesta, se abre un proceso especial de vulneración de derechos fundamentales ante los juzgados contenciosos, que en este caso, será la Audiencia Nacional, al tratarse de un ministerio, ha explicado el letrado. La denuncia se hará extensiva posteriormente a Sanofis Aventis, laboratorio que comercializó el fármaco, en sede judicial.

Es la primera vez que las dos asociaciones se unen y denuncian por vulneración de derechos fundamentales, aunque ya llevaron a cabo una acción penal contra la farmacéutica, y por la vía civil hay abierto otro proceso en Valencia.

Sin reconocer los daños
A día de hoy, las autoridades sanitarias españolas no han reconocido los daños ocasionados por este fármaco que se recetó durante más de dos décadas para los sofocos propios de la menopausia, han señalado las afectadas en un comunicado.

Según las denunciantes, "la clave del caso de graves reacciones adversas provocadas por el medicamento en cuestión está en los vicios de información del prospecto del fármaco que llevó a ser recetado de manera errónea al omitirse en el mismo efectos secundarios, interacciones y contraindicaciones".

Esto ha provocado, según aseguran, que "cientos de mujeres, que apenas sufrían sofocos, padecieran una intoxicación crónica que ha generado secuelas irreparables".  Según las mismas, el medicamento las produjo ansiedad, dependencia y depresión agudas.

Las afectadas sostienen que los daños de Argeal están "bien documentados" en el estudio "Enfermedad por las reacciones adversas por tratamientos de muy larga duración con Veraliprida (Agreal)", realizado por profesores de la Universidad de Alcalá de Henares y publicado en 2016 en la Revista Actualidad del Derecho Sanitario.

Y para sustentarlo -indican-, ponen en conocimiento de la Administración los datos confidenciales de ensayos clínicos que el laboratorio alberga en sus oficinas centrales en París y a las que las asociaciones han podido acceder gracias a la Agencia Europea del Medicamento (EMA).

"El estudio de dichos datos, confrontados con la literatura científica, prueba que la empresa sabía que el consumo prolongado (durante más de tres meses y hasta varios años) de Agreal era muy peligroso por sus reacciones adversas psiquiátricas y neurológicas, entre otras", agregan.

El 20 de mayo del 2005, la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (Aemps) comunicaba a los profesionales sanitarios la decisión de suspender la comercialización de veraliprida (Agreal®), tras concluir que "su balance beneficio-riesgo resultaba desfavorable en las indicaciones autorizadas (tratamiento de los sofocos y de las manifestaciones psicofuncionales de la menopausia confirmada)". El 15 de septiembre de ese año ese fármaco dejó de venderse en las farmacias.