+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Extremadura:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

Crisis sanitaria internacional

Médicos Sin Fronteras sobre el ébola: "Estamos al límite, no podemos más"

La oenegé inicia una campaña para recaudar fondos y denuncia la "ceguera y sordera" de los líderes mundiales

 

Personal de Médicos sin Fronteras recibe formación sobre medidas de protección contra el ébola, el pasado 1 de octubre en Bruselas. - Foto: AFP / EMMANUEL DUNAND

EFE / Madrid
29/10/2014

Médicos Sin Fronteras (MSF) ha advertido este miércoles de que se encuentra "al límite" de su capacidad como organización médico-humanitaria y ha asegurado que seguirá habiendo casos de ébola en los países occidentales mientras no se controle la epidemia en su origen, en África Occidental.

Así lo ha trasladado el presidente de Médicos Sin Fronteras España, José Antonio Bastos, quien ha advertido de que hay una fase de aceleración de la enfermedad, que cada dos o tres semanas duplica su incidencia hasta llegar, a día de hoy, a la cifra de 10.000 casos diagnosticados oficialmente y 5.000 muertos.

En rueda de prensa, Bastos ha señalado que esta epidemia de ébola ha provocado una crisis humanitaria que está ocasionando el "colapso" de las infraestructuras en los tres países más afectados por el virus, que son Guinea Conakry, Liberia y Sierra Leona, en los que la mortalidad causada por enfermedades como la malaria o la diarrea está siendo muy superior a la que provoca el ébola.

"En Médicos Sin Fronteras estamos al límite y desbordados. Hemos llamado repetidamente al mundo para pedir ayuda porque no podemos más", ha lamentado Bastos, quien ha afirmado encontrarse "afectado" por la respuesta "dolorosamente corta" de los organismos internacionales a esta epidemia.

Por ello, han puesto en marcha la campaña #StopÉbola, cuyo objetivo es informar y sensibilizar sobre la crisis y sobre la labor humanitaria de los trabajadores sanitarios y recaudar fondos que ayuden a combatir la epidemia.

Esta campaña ofrece diferentes formas de colaboración como el envío de un SMS con un coste de 1,20 euros o con donaciones a través de la página web de la organización.

De esta manera, por cada 20 mensajes se podrá comprar uno de los trajes de aislamiento que usan los sanitarios para tratar a los afectados por la enfermedad, que se destruyen tras un único uso.

Bastos ha lamentado, asimismo, la escasa ayuda económica aportada por España, que hasta ahora -ha dicho- tan sólo ha comprometido 500.000 euros, "la mitad de lo que ha aportado Bolivia", y ha reclamado que los países con capacidad y recursos "desplieguen inmediatamente unidades civiles y militares" entrenadas para el tratamiento de pacientes con ébola en los países afectados.

FRENAR LA EPIDEMIA

El problema -ha destacado- es que las donaciones financieras y las declaraciones de buena voluntad no ayudan a frenar la epidemia.

"Hace falta mano de obra que pueda ser eficaz en el terreno; si no, la epidemia irá por delante de nosotros y eso afecta a toda la humanidad", ha advertido Bastos.

Así, ha solicitado a todos los gobiernos que hagan "todo lo posible" para que haya "una respuesta en los próximos días que ayude a dar una vuelta en la curva de la evolución de esta epidemia".

El riesgo cero -ha señalado- no existe. "Va a seguir habiendo casos de ébola en países occidentales mientras no se controle la epidemia en su origen", ha subrayado, y ha indicado que hacen falta unos 5.000 profesionales sanitarios para dar respuesta a esta situación.

Así, el presidente de MSF ha solicitado al Gobierno español que lidere la concienciación internacional sobre la necesidad de luchar contra el ébola en origen ya que "es factible y posible" acabar con la epidemia, ha asegurado.

Ha denunciado que los líderes mundiales están demostrando "ceguera y sordera", además de "lentitud" en la toma de decisiones ante un problema grave que afectará "a toda la humanidad".

Bastos se ha referido al uso del aeropuerto de Gran Canaria como puente aéreo de apoyo logístico de material a los países afectados y ha considerado que esta decisión sería "muy importante", ya que la respuesta a la epidemia "va a tener que aumentar mucho" en pocas semanas y, si no es ese, "tendrá que ser otro sitio".

Temas relacionados