+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario de El Periódico Extremadura:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

Defensa e Interior venden edificios en la ciudad

El Estado no logra desprenderse de sus inmuebles

 

10/01/2017

Hace casi siete años que el Miniesterio del Interior colgó el cartel de se vende en el antiguo cuartel de la Guardia Civil de la calle Margallo. Todavía sigue ahí, después de haber salido casi una decena de veces a subasta pública. De hecho su precio ha bajado desde los 2,7 millones de euros iniciales hasta los 341.305 euros que costaba en la última puja, en septiembre del pasado año. De hecho su venta ya ni siquiera aparece en la página web de la Gerencia de Infraestructuras y Equipamiento de la Seguridad del Estado (Giese). La razón es que después de tanto tiempo es necesario volver a tasar el antiguo cuartel.

El solar y el edificio de la vieja comandancia de la Guardia Civil, entre las calles San Justo y Margallo, salió por primera vez a subasta en abril de 2010, solo unos días después de que el plan de urbanismo estableciese el uso residencial como el principal del solar, posibilitando una edificabilidad de 3.670 metros cuadrados y un potencial de 28 viviendas.

No es solo el Ministerio del Interior el que tiene a la venta inmuebles en Cáceres, también Defensa, que ha sacado varias veces a subasta dos pequeños locales ubicados en la plaza de Armas y está interesado en desprenderse del cuartel Infanta Isabel. Aunque este último edificio no aparece en la página web del Instituto de Vivienda, Infraestructura y Equipamiento de la Defensa (Invied), el Estado siempre ha manifestado su intención de enajenarlo. Así lo aseguró en marzo del 2016 el subdelegado de Defensa, Enrique Martín Bernardi, durante la celebración del vigésimo aniversario de la creación de la Subdelegación de Defensa en Cáceres. «El Ministerio de Defensa sigue con el plan de vender el cuartel», dijo entonces Martín Bernardi, aunque aclaró que el problema era el mercado inmobiliario, ya que no había empresas o particulares interesados, por el momento, en adquirirlo.

El Invied publicó la subasta del Infanta Isabel en 2013, pero se vio obligado a retirar el anuncio ante la oleada de críticas que recibió en la ciudad esta decisión. De hecho, tras conocerse la intención de Defensa de desprenderse de este edificio, el ayuntamiento manifestó su interés en solicitar la reversión de los terrenos, que fueron cedidos al Estado por el consistorio para que albergara la subdelegación de Defensa. La alcaldesa, Elena Nevado, advirtió entonces de que, si volvía a reconsiderarse su venta, el ayuntamiento retomaría el expediente para solicitar la reversión de los terrenos. Esto ocurrió hace tres años y a día de hoy todo sigue igual, ya que no ha habido interesados en la superficie. SIRA RUMBO