Kiosco El Periódico Extremadura

El Periódico Extremadura

Mundial de Qatar

En Pinilla confían en Japón

Las cinco jugadoras del Cacereño Femenino esperan que el equipo masculino nipón se clasifique para octavos, pese a considerar que será complicado superar a España

Hitomi, Ayaka, Midori, Akari y Katsuki, este miércoles en Pinilla. LORENZO CORDERO

17.30 horas en el Manuel Sánchez Delgado y acaba, puntual, el entrenamiento del Cacereño Femenino. Se percibe buen rollo entre las jugadoras, y no solamente porque luzcan la vitola de líderes de Primera Federación contra cualquier pronóstico más optimista. La preparadora física, la respetada Yoli Collado, ha dirigido los últimos movimientos en el césped artificial de Pinilla ante la exigente supervisión del técnico, Ernesto Sánchez, y el extra de motivación que siempre pone el entrenador de porteras, Manolo Jordán.

«¿Dónde, dónde?». Llegan Hitomi, Midori, Ayaka, Akari y está también Katsuki, más habitual del filial. Preguntan con un castellano poco académico dónde se va a realizar el reportaje fotográfico. No hay problema alguno. Posan de múltiples formas bajo la portería y son, sin duda, obedientes con quien capta las imágenes y les sugiere cómo deben posar. Este jueves (20.00), la selección masculina se enfrenta a España y sí, todas asumen que están esperando con expectación el duelo.

Las cinco japonesas del Cacereño se sientan en una de las mesas del bar de Quique y exhiben todas una sonrisa. «Uy, como digan que ganan ellas ya veremos...», amenazaba una de sus compañeras entre la complicidad del resto. Todo en orden en Pinilla.

Y sí, casi todas apuestan por un triunfo de Japón, aunque en todas ellas el denominador común es que ven a España favorito. «Empate», dice la timidísima Katsuki, de 18 años. La más dicharachera es, sin duda, Hitomi, de larga experiencia ya en España, el último año en el Santa Teresa de Badajoz. «Será difícil, pero espero que gane Japón», apunta, para reconocer que España tiene «mejor equipo» que el nipón, pero recuerda que también había ocurrido lo mismo con Alemania, y las japonesas ganaron 2-1.

Internacional 

Ayaka espera también un triunfo de las suyas por 2-0. Es la única jugadora internacional con su país, aunque no con la absoluta, tras haber sido seleccionada con los combinados sub-16, sub-17 y sub-23. Tiene un talento indiscutible, demostrado en el año que lleva en Cáceres. «Tuve una lesión», dice cuando se le pregunta que por qué no ha continuado en la selección.

 Hitomi, como el resto, asume que también ha soñado con ser internacional, pero afirma, que despertó ‘a tiempo’. Japón es una verdadera potencia futbolística en féminas, circunstancia que no se da en el combinado nacional masculino, aunque haya jugadores notables, como Kubo (ahora en la Real Sociedad) que es el verdadero ídolo de Ayaka.

Las jugadoras japonesas del Cacereño Femenino, retirándose. LORENZO CORDERO

«Están muy pendientes de este encuentro», comenta Ernesto Sánchez. El día antes de un partido me vinieron con pancartas para cambiar la hora del entrenamiento porque con el partido de España sí lo cambiamos, pero con los demás. Les prometí que si ganaba Japón a Alemania les haría un regalo y les llevé unos dulces del Casar», cuenta.

Llueve en Pinilla. Acaba la distendida charla y todas ellas sonríen, cómplices, en una conversación en la que han admitido que el fenómeno del fútbol no es tan de masas en el país del sol naciente como en España, «pero sí en el Mundial».

Ernesto Sánchez piensa, en clave práctica, no en España, sino en el partido de Albacete del próximo sábado (16.00 horas), en el que el CPCFemenino hace su primera defensa del liderato. Allí serán importantes sus japonesas, que en cualquier caso ya sabrán si podrán seguir siguiendo al combinado nacional de su país. Está difícil, pero no imposible, que ello ocurra. Solamente hay que esperar lo que serían dos sorpresas:que ganaran a España y que Costa Rica haga lo propio con Alemania.

Compartir el artículo

stats