Kiosco

El Periódico Extremadura

Los eléctricos suponen solo un 2,6% de las ventas extremeñas de turismos

El Gobierno quiere apostar por estos vehículos, que siguen sin despegar en las matriculaciones. Hasta mayo, en la región se comercializaron solo 77 turismos de este tipo. La falta de infraestructura de recarga y su mayor precio juegan en contra

Menos de un 3% de las ventas en la región son de vehículos eléctricos NURIA SOLER

El Gobierno quiere apostar decididamente por el coche eléctrico, y que el carné para menores que plantea solo incluya a esta propulsión es ejemplo de ello, como lo son también las ayudas que ofrece para su compra actualmente. No obstante, su comercialización sigue creciendo a ritmo muy lento. La escasez de puntos de recarga y los precios más elevados juegan en su contra. 

1 Escasa presencia del 100% eléctrico en las ventas

Entre enero y mayo en la región apenas se matricularon 77 modelos BEV, según los datos facilitados por la Asociación Nacional de Vendedores de Vehículos a Motor, Reparación y Recambios (Ganvam). Se trata de los vehículos eléctricos puros: coches propulsados por uno o varios motores eléctricos que consumen la energía que es almacenada en las baterías. Este número supone un crecimiento del 126% respecto al mismo periodo del año pasado pero apenas son una parte minúscula de las, ya de por sí bajo mínimos, matriculaciones de turismos y todo terrenos en la región, que en estos cinco primeros meses del año fueron 2.960. Es decir, representan un 2,6%. 

2 ¿Cuáles son los modelos más vendidos?

Una decena de modelos concentran tres cuartas partes de estas ventas. El más comercializado hasta mayo fue el Kia Niro, con 21 unidades salidas de los concesionarios, por encima del Tesla Model 3, con nueve. Ya bastante por debajo quedan el Hyundai Kona, con cinco ventas, y el Volkswagen ID.3, el Mercedes EQA, el Kia EV6 y el Citroën C4, todos ellos con cuatro. Con tres operaciones aparece el Volvo C40 y con dos tanto el Opel Corsa como el Mercedes EQB. 

3 La opción del cuadriciclo ligero

Los cuadriciclos ligeros eléctricos van ganado protagonismo como una nueva alternativa de movilidad en las ciudades, pero verlos en las calles extremeñas sigue siendo poco habitual. Pueden conducirse con el permiso AM, accesible a partir de los 15 años y que exige pasar un examen teórico y uno práctico. De enero a mayo en la región solo se vendieron una docena de estas unidades (un 120% de crecimiento anual), casi todos ellos de un solo modelo, el Citroën Ami, con 10 operaciones.Con una aparecen el Fulu A01 y el Renault Twizy Pesado. Sin incluir ayudas, algunos de estos modelos pueden adquirirse por poco más de seis mil euros, pero los hay que pasan de los 15.000. 

4 La región, a la cola en el indicador de electromovilidad

«España continúa alejándose de los países de su entorno europeo en el indicador global de electromovilidad», un índice que valora la penetración de los vehículos electrificados y la instalación de infraestructuras de recarga de acceso público, se lamentaba la pasada semana desde Anfac, la patronal de los fabricantes de automóviles. «El lento desarrollo de infraestructuras de recarga continúa siendo un punto débil en materia de electrificación», se argumentaba. Por comunidades autónomas, Extremadura es la que aparece con un indicador global de electromovilidad más bajo en los datos del primer trimestre de este año. Queda a la cola a la hora de medir la representatividad de estos coches en el mercado o en la población motorizable. No obstante, cuando se trata de evaluar las infraestructuras de recarga, la región sube puestos y llega a alcanzar posiciones de mitad de tabla.

5 ¿Cuántos puntos de recarga hay en la comunidad?

El primer trimestre de 2022 se cerró con 14.244 puntos de recarga de acceso público en todo el territorio español. 833 de ellos se pusieron en marcha durante estos tres meses. «Aunque no cesa el desarrollo de la infraestructura de recarga pública, todavía se muestra un lento progreso hacia los 45.000 puntos que serían necesarios este año para cumplir con los exigentes objetivos europeos», se indica desde Anfac. Extremadura cuenta, de acuerdo a estos datos, con 245 puntos de recarga de acceso público. Tres de cada cuatro de ellos tienen una potencia de como mucho 22 kilovatios (kW), por lo que están asociados a carga lenta. En cuanto a la ubicación en la que se encuentran, casi un 60% de estas redes están situadas en el ámbito urbano (149 puntos) y el resto (96 puntos) en zonas interurbanas.

Compartir el artículo

stats