+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario El Periódico Extremadura:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 
   
 
 

el plazo para solicitarlas acabó en noviembre y el nuevo se abrirá este mesSPgB

Piden acabar con el parón en la concesión de las ayudas sociales

La Red de Solidaridad Popular argumenta que «las compañías eléctricas no esperan». El Imas espera aprobar la nueva convocatoria el próximo martes 23

 

CARMEN HERNÁNDEZ MANCHA caceres@extremadura.elperiodico.com CÁCERES
20/01/2018

La Red de Solidaridad Popular de Cáceres pide cambiar la ordenanza municipal que regula la concesión de ayudas de urgencia social, así como urge convocar las de 2018. Este asunto saltó también en el pleno municipal del pasado jueves, en una pregunta de la concejala de Cáceres tú, Consuelo López, a la alcaldesa.

La petición de nueva convocatoria se resolverá esta misma semana, cuando el Consejo Rector del Instituto Municipal de Asuntos Sociales, Imas, resuelva el próximo martes, día 23, la convocatoria de este año. Entonces, una vez publicada la resolución en el Boletín Oficial de la Provincia, se podrán solicitar estas ayudas, que sirven para subvencionar desde las necesidades de alimentación, suministro de agua, gas y electricidad, hasta el pago del alquiler de la vivienda o hipoteca. Sin embargo, no parece que se vaya a cambiar la ordenanza municipal que regula estas ayudas, de las que el vocal de la Red de Solidaridad Popular de Cáceres, Manuel García, critica que establezcan el 30 de noviembre como última fecha para solicitarlas, porque, «hay familias que necesitan medicamentos o calentarse, porque hace frío, y no pueden hacer frente a esos gastos porque se ha cerrado la convocatoria».

Desde el Imas, su director, Juan Solo de Zaldívar, explica que se ha puesto esa fecha para poder resolver las solicitudes y abonarlas antes del final del ejercicio fiscal, el 31 de diciembre.

Desde la Red de Solidaridad piden que «las ayudas no estén cerradas ningún día del año», así como agilizar los trámites burocráticos, «no se puede estar tres meses sin atender cuando muchas personas tienen necesidades».

Juan Solo de Zaldívar aclara que la convocatoria de 2018 no se ha resuelto antes porque tiene que estar aprobado previamente el Plan Estratégico de Subvenciones, algo que no ocurrió hasta el pasado 15 de enero. Así mismo, el presidente del Imas defiende que los tres meses que establece la ordenanza para resolver las solicitudes es un plazo muy ajustado, menor que el que tarda, por ejemplo, la Junta de Extremadura en conceder la renta básica.

La convocatoria de ayudas de urgencia social que el Imas aprobará la próxima semana tendrá una dotación presupuestaria de alrededor de 500.000 euros para todo 2018 y espera superar las más de 800 solicitudes que se atendieron entre septiembre y noviembre de 2017.