La Dirección General de Tráfico (DGT), constantemente, manda alertas con el objetivo de tener vigilancia y control de cara a los conductores españoles. Y es que, cada vez se implementan más multas y hay muchas que no son conocidas por algunos conductores, por lo que, tienen más posibilidad de ser multados al no estar al tanto de las reglas.

Las normas básicas sí que son conocidas y los conductores están al tanto, sin embargo, hay muchas que se desconocen. Entre ellas, una por la que la DGT está alertando y que ocurre a la hora de aparcar.

Las sanciones se deben a que un vehículo se encuentra en un lugar inadecuado, supera el tiempo de parquímetro o alguna otra, pero hay otra que muchos desconocen y tiene que ver con la distancia de seguridad.

El artículo 91.1 del Reglamento General de Circulación dicta que “la parada y el estacionamiento deberán efectuarse de tal manera que el vehículo no obstaculice la circulación ni constituya un riesgo para el resto de los usuarios de la vía, cuidando especialmente la colocación del vehículo”.

Esto puede conllevar una multa de hasta 200 euros por esta práctica, ya que la norma establece que hay que respetar una distancia tanto trasera como delantera para que los coches puedan salir de forma correcta.