Kiosco El Periódico Extremadura

El Periódico Extremadura

EL TRIBUNAL SUPREMO LE REBAJA LA CONDENA A CUATRO AÑOS Y DIEZ MESES DE PRISIÓN

Apuñala a la expareja de su novia por celos y pierde el bazo en Cáceres

Lo engañaron para llevarle al pasaje de la avenida de Alemania de noche para agredirle

El pasaje de avenida de Alemania, donde ocurrieron los hechos el pasado junio.

Mantenía una relación sentimental con una joven menor de edad, pero esta antes había tenido otro novio, motivo por el que su actual pareja sentía celos. Fue por esto por lo que el acusado convenció a la menor, que ahora era su pareja, para que quedara con su ex haciéndole creer que ya había roto con el acusado. Se intercambiaron varios mensajes a través del móvil, hasta que finalmente el joven accedió a quedar con la menor a las dos y media de la madrugada, en Cánovas.

La chica acudió a la cita con su actual pareja y ahora acusado, pero este, al advertir que el otro joven se acercaba, se marchó. No obstante la víctima pudo ver que la menor se encontraba acompañada por su novio. Después ambos (la chica y su expareja) comenzaron a caminar y ella le propuso que pasaran por el pasaje de la avenida de Alemania. Se trata de una zona poco iluminada y escasamente transitada, más aún de madrugada, por eso él le invitó a que cambiaran la ruta. Finalmente accedió a cruzar el pasaje.

Una vez allí y mientras hablaba con la joven el acusado salió de un lugar oculto y se abalanzó sobre él para asestarle una puñalada en el costado izquierdo, con un arma blanca que tenía escondida en el interior de la ropa. El herido salió corriendo pidiendo ayuda y fueron los empleados del 24 horas, ubicado justo en el pasaje, los que solicitaron la atención de una patrulla de policía que en esos momentos pasaba por la avenida.

La puñalada le provocó un neumotórax y una laceración esplénica de grado II. Precisó cirugía con anestesia general e intubación. Fue necesario además su ingreso en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI). Finalmente las heridas le han provocado la pérdida del bazo y las cicatrices le han generado también un perjuicio estético.

La Audiencia Provincial de Cáceres condenó al acusado (contra la joven, a pesar de que participó, no se ha dirigido acusación al ser menor de edad) a cinco años y tres meses de prisión, a una orden de alejamiento de menos de 300 metros durante nueve años y a pagarle una indemnización de 18.553 euros por los daños causados.

El Tribunal Superior de Justicia de Extremadura confirmó el fallo pero ahora el Tribunal Supremo rebaja la condena a cuatro años y diez meses de cárcel al suprimir el agravante de «aprovechamiento de las circunstancias del lugar». El Supremo estima así que el hecho de que se lo llevaran a un lugar oscuro no facilitó la agresión. La sentencia es firme. 

Compartir el artículo

stats