EL CAMINO A LA INMUNIZACIÓN

Los menores de 60 optan mayoritariamente por la segunda dosis de AstraZeneca

El SES retrasa el calendario para "informar bien" a los más de 31.000 afectados y evitar "riesgos innecesarios". Los llamamientos masivos comenzarán la próxima semana, pero solo con Pfizer. Extremadura ha notificado ocho casos graves de trombos asociados a la vacuna de Oxford en personas de 18 a 34 años

Una mujer recibe una dosis de la vacuna de AstraZeneca en un hospital.

Una mujer recibe una dosis de la vacuna de AstraZeneca en un hospital. / Rosa Veiga - Europa Press

Los extremeños menores de 60 años que tienen la primera dosis de AstraZeneca recibirán la segunda a partir de la próxima semana, pero solo si optan por Pfizer. Aquellos que quieran completar la pauta con AstraZeneca, que son la mayoría al igual que ha ocurrido en otras comunidades, deberán seguir esperando. Lo ha confirmado este viernes el consejero de Sanidad, José María Vergeles, que insiste en “la evidencia científica” para recordar a los más de 31.300 afectados en Extremadura que deben inocularse Pfizer. “A quienes deseen vacunarse con AstraZeneca se les tendrá que retrasar la vacuna porque lo indicado para esas personas es Pfizer en segunda dosis", ha dicho Vergeles en un acto en Moraleja.

A partir de la próxima semana las distintas áreas de salud comenzarán los llamamientos masivos para suministrar a estas personas la segunda dosis con Pfizer. La primera en hacerlo ha sido Navalmoral de la Mata, donde se ha citado a los primovacunados entre el 24 de febrero y el 12 de marzo el próximo martes de 8.30 a 13.30 horas en el Edificio Multiusos.

Vergeles ha reconocido que el calendario se ha retrasado unos días sobre lo previsto (se pretendía comenzar a mediados de esta semana) debido a que en las llamadas para las citaciones, la Administración estaba detectando  que "había una mayoría de personas que habían decidido ponerse AstraZeneca". Esto, según el consejero, ha obligado a cambiar la estrategia para “informar bien” a la ciudadanía sobre la cuestión porque “no se trata de una elección”: el criterio científico señala a Pfizer como la dosis para esos menores de 60 años primovacunados con AstraZeneca y “no puede ser la excepcionalidad la que está indicada científicamente”.

“O lo hemos explicado mal o se ha entendido mal. No creo que podamos ni debamos asumir riesgos innecesarios”, ha dicho el consejero, que en todo caso asegura que en Extremadura hay dosis suficientes tanto para quienes opten por Pfizer como por AstraZeneca.

Según los datos facilitados por la Consejería de Sanidad, en Extremadura se han inoculado 106.349 dosis de la vacuna de Oxford, de ellas 31.384 a trabajadores esenciales y el resto a ciudadanos de la franja de 60 a 69 años. En la nevera del almacén central del Servicio Extremeño de Salud (SES) se dispone en estos momentos de 28.000 dosis, pero la Consejería de Sanidad espera una nueva remesa de 30.000 que llegarán en dos envíos la próxima semana, entre el 2 y el 7 de junio.

"Problema de comunicación"

Fuentes del Ministerio de Sanidad admitieron este jueves que en las últimas semanas se ha producido un "gravísimo problema" de comunicación en torno a la segunda dosis de la vacuna de AstraZeneca al dar a entender que era una cuestión de elección o preferencia para los menores de 60 años. Pero no es así, ya que lo decidido por la Comisión de Salud Pública la semana pasada es que a los que ya han recibido un primer pinchazo del suero anglosueco se les administre un segundo de Pfizer.

Un día después, el Consejo Interterritorial abrió la opción a que solo aquellos que lo rechacen, se les dé AstraZeneca bajo firma de un consentimiento informado. Se esperaba que fuera algo residual, pero esta está siendo la opción mayoritaria para muchos de los afectados, llegando incluso al 90% en algunas regiones. "Agradezco al Ministerio de Sanidad que recuerde lo que ya hemos dicho las comunidades autónomas", ha señalado el consejero tras esta aclaración.

Según el departamento que dirige Carolina Darias, la razón de completar la pauta a las personas de menos de 60 años con Pfizer es evitar los poco frecuentes, pero graves, casos de trombos con trombocitopenia (bajada de plaquetas) asociados a este fármaco y que en Europa se han saldado con una letalidad del 20%.

En España hay 20 casos confirmados o sugerentes (de los que hay sospechas), que supone el 0,5% por cada 100.000 dosis; de ellos han fallecido cuatro y hay un quinto en estudio. La frecuencia de estos casos aumenta según desciende la edad: 14 episodios por millón de personas de 30 a 39 años, 12 en el tramo 40-49 años y a solo 2 en el de mayores de 60. Hasta el 15 de mayo, fecha del último informe, en Extremadura se han notificado a Farmacovigilancia ocho casos graves de eventos trombóticos asociados a la vacuna de Astrazeneca en personas de 34 a 63 años, ninguno con resultado de muerte. 

Dando Pfizer, argumentan las fuentes estatales, se garantizan los beneficios sin exponer a riesgos en un momento en el que hay disponibilidad de vacunas y se evitaría una muerte por cada millón de vacunados; por supuesto que AstraZeneca es segura y eficaz, pero en este contexto en el que hay otras opciones había que poner en la balanza si se daba a personas jóvenes.

 Además, no es la primera ni será la última vez en que se apuesta por pautas heterólogas combinando distintas marcas, ya que se hace para enfermedades como el ébola, el neumococo, el papiloma o el herpes zoster, indica el Ministerio de Sanidad.